Davidian Today Esta es la página oficial de AGDASD

Lenguages

Social

Global search
Use these syntaxes below to make advanced search
Sentence search: "Ancient David also was a young boy"
AndX search: King David
OrX search: King | David
NotX search: King ! David
Book search
Use these syntaxes below to make advanced search witin books
Reference search: 1tg2: or 1tg2:18 or 1tg2:18.3
Sentence search within book: 1tg2::"Ancient David also was a young boy"
Sentence search within book categories (tracts): tr::"The Jews before Christ’s day"
AndX search within book: 1tg2::King David
OrX search within book: 1tg2::King | David
NotX search within book: 1tg2::King ! David

No Lo Que 1940 Pudo Haber Sido, Sino Lo Que Pueda Ser 1941

Publicado: Julio-Diciembre, 1940 (Waco, Texas)

NO LO QUE 1940 PUDO AVER SIDO,SINO LO QUE PUEDE SER 1941

Puesto que el año 1940 ha pasado para no regresar de nuevo, dejemos que lleve al olvido nuestros pecados y que 1941 pueda traernos la victoria donde ha habido derrota y haga que nuestros corazones alaben al Señor como nunca antes, para que cada día que pasa pueda llevarse nuestros defectos. Aunque nuestro pasado puede estar salpicado de errores setenta veces siete; aunque hayamos caído en el camino de las desilusiones y aunque nuestros pecados sean como la  grana, todavía el incomparable amor y perdón del Padre nos trata de llevar a su presencia. El no nos juzga hoy por lo que fuimos ayer, sino por lo que somos hoy; no por lo que hayamos sido, sino por lo que podamos ser. En verdad, nuestra maldad de ayer se irá de nosotros si dejáramos que El nos separe de ésta y que lo bueno de nosotros hoy permanezca para siempre con nosotros, si quisiéramos permanecer así.

 Permitamos por lo tanto que durante 1941 nos aprovechemos de todas las lluvias de misericordia  de Dios, así como hace el grano y con aprecio le da buen uso, porque si no logramos nuestro crecimiento espiritual en la estación, en el tiempo de la cosecha, no estaremos preparados para el granero celestial, así como el grano inmaduro no está listo para el granero terrenal. Para asegurar el crecimiento normal, uno necesita

 La Justificación Por La Fe. “Es,  pues  la  fe  la  certeza  de  lo  que  se  espera, la convicción de lo que no se ve". (He. 11:1).

 La justificación por la fe es por lo tanto el hacer obras que solamente por fe llevan la evidencia de la justicia: la sustancia que sostiene la esperanza de algo que no se ve ahora. Por ejemplo, si como Abraham no retrasemos todo lo que Dios nos ha revelado, aún cuando nos veamos como inmundos, como hizo Isaías cuando vio al Señor (Is. 6:5); entonces en el momento que nos arrepentimos y abandonamos nuestras malas obras, aceptamos por fe la realidad que no se ve, de que el Señor nos ha limpiado de todas ellas. En ese momento nos erguimos a la vista suya, no en la nuestra, “emblanquecidos como la nieve” (Is. 1:18). Esto no significa, sin embargo, que podamos decir ahora que hayamos alcanzado la perfección y que ya no estamos sujetos al pecado, “Porque siete veces cae el justo, y vuelve a levantarse; Mas los impíos caerán en el mal".  (Pr. 24:16).

 Como ilustración: Hay un hombre, una mujer, un niño y una niña quienes siempre están bien vestidos e inmaculadamente limpios. No significa  que  sus ropas no  se manchen ni que se desgasten,  ellos son así  por

naturaleza. Esto  es  algo  que  no  se  puede  evitar. De esta manera, estas personas siempre  se mantienen sin manchas y limpios. ¿Pero cómo lo logran? Por un simple e incesante cuidado: Se bañan tan a menudo como sea necesario, lavan  sus ropas tan pronto como comienzan a ensuciarse y las remiendan o reemplazan sin demora. De la misma manera se mantiene la fe Cristiana intacta. Él  estudia la Palabra de Dios, cumple con todos los requerimientos, se arrepiente cuando peca, se levanta y se mantiene en la carrera. Y si comete un error inmediatamente lo corrige. De igual manera, si ofende a alguien, sin demora se reconcilia con el ofendido. No es prejuicioso. No señala los errores de otros, sino los de él mismo. No critica a un hermano por tener una motita en su ojo, sino que en su lugar él saca la viga que tiene en el suyo (Mt. 7:3 -5). Concede la libertad de conciencia a todos y se deleita para que “Cada uno esté plenamente convencido en su propia mente". (Ro. 14:5). No impone sus  ideas  y  sus normas de vida a otros. Nunca demanda la confesión, pero siempre está listo para confesar y perdonar. “Agrada a todos, no procurando su propio beneficio, sino el de muchos para que sean salvos". (1Co. 10:33). Y así, cumpliendo con la regla de oro (Mt. 7:12), por fe se mantiene sin mancha mientras ayuda a otros. Como resultado Cristo lo limpia espontáneamente “con el bautismo de la Palabra” y lo injerta dentro de la vid hermosa, la iglesia. El hace esto, de modo que El pueda “presentársela a si mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha". (Ef. 5:27).

 Así, uno que vive justificado por la fe obtiene una recompensa eterna, donde por otro lado “el impío” cae “en el pecado”, y como el fariseo que ora pensando que es justo característicamente dice: “Dios, te doy gracias porque no soy como los otros hombres, ladrones, injustos, adúlteros, ni aún como este publicano". (Lc. 18:1).

 Vivimos ahora la vida de Cristo por fe, pero en el reino, la sustancia de  nuestra  esperanza,  donde “la evidencia de las cosas” es vista, viviremos por lo que vemos, porque “Ahora vemos por espejo, oscuramente; más entonces veremos cara a cara". (1Co. 13:12). La vida que vivimos ahora es una batalla y un camino; una derrota  y  una  victoria; una lucha que vencer. Esta batalla diaria entre el Espíritu de Dios y el espíritu  del  hombre, el apóstol Pablo la menciona como  sigue:

 “ Porque lo que hago, no lo entiendo; pues  no hago lo que quiero, sino lo que aborrezco, eso hago. Y si lo que no quiero, esto hago, apruebo   que

la ley es buena. De manera que ya no soy yo quien hace aquello, sino el pecado que mora en mi. Y yo sé que en mi, esto es, en mi carne, no mora el bien; porque el querer el bien está en mi, pero no el hacerlo. Porque no hago el bien que quiero, sino el mal que no quiero, eso hago. Y si hago lo que no quiero, ya no lo hago yo, sino el pecado que mora en mi. Así que, queriendo yo hacer el bien, hallo esta ley: que el mal está en mi. Porque según el hombre interior, me deleito en la ley de Dios; pero veo otra ley en mis miembros, que se revela contra la ley de mi mente, y que me lleva cautivo a la ley del pecado que está en mis miembros. ¡Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte? Gracias doy a Dios, por Jesucristo Señor nuestro. Así que, yo mismo con la mente siervo a la ley de Dios, más con la carne a la ley del pecado". (Ro. 7:15-25).

 Esta batalla interna con el yo es entre nuestra naturaleza carnal y espiritual.

 Ciertamente esto es que lo que por naturaleza deseamos no es realmente lo que necesitamos. De la misma manera lo que por naturaleza buscamos hacer no es lo que realmente necesitamos hacer. Para obtener la justificación por la fe, por lo tanto escogemos seguir lo opuesto de nuestras mentes carnales y de nuestros deseos naturales y nuestros deseos.

 “Deje el impío su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos, y vuélvase al Señor, el cual tendrá de él misericordia, y al Dios nuestro, el cual será amplio en perdonar. Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos. Porque con alegría saldréis, y con paz seréis vueltos; los montes y los collados levantarán canción delante de vosotros, y todos los árboles del campo darán palmadas de aplauso". (Is. 55:7, 9, 12).

 A la vista de esta gloriosa perspectiva, ninguno debería descuidar la oportunidad de llegar a ser un candidato para un

 Cambio de Corazón.

 ¿Por qué quiere el Señor cambiar nuestros “corazones de piedra” y darnos “un corazón de carne” cuando lleguemos a la tierra prometida y no ahora cuando estamos entre las naciones? (Ez. 36:24-28).

 Cuando el corazón natural de Nabucodonosor fue reemplazado con un corazón de bestia, ya no estaba satisfecho de vivir como ser un humano, sino que estaba contento por vivir con los bueyes del campo. (Dn. 4:16, 33). Pero si él hubiera sido forzado a salir de su palacio reteniendo su corazón natural y obligado  a alimentarse con los bueyes la prueba y la humillación hubieran sido del todo demasiado grande para que él las pudiera resistir. Además, como este tipo de vida es contraria a la naturaleza humana,  no hubiera subsistido  comiendo

hierba ni sus órganos digestivos hubieran resistido bajo una tarea tan pesada. Para que fuera posible, por lo tanto, que un humano pasara por una experiencia antinatural como esa, el Señor reemplazó su corazón con un corazón de bestia que cambió automáticamente su naturaleza.

 Como Nabucodonosor durante su experiencia de vida salvaje, nosotros también estamos viviendo en un mundo que es antinatural para los seres sin pecado. Consecuentemente si nuestros corazones y así mismo nuestras naturalezas fueran cambiadas ahora, mientras todavía vivimos entre las naciones pecadoras, no podríamos resistir la prueba como no hubiera podido Nabucodonosor resistir con su corazón humano su exposición al invierno y no hubiera disfrutado la compañía de las bestias o no hubiera saboreado  la hierba y la paja. En efecto, la asociación de los pecadores en un ambiente de pecado, sería absolutamente desoladora para un santo con un corazón espiritual sobre el cual está escrita la Ley de Dios.

 De esta manera, para resistir nuestros días  en esta vida, el Señor misericordiosamente nos deja con nuestros corazones naturales y de piedra para servirle de acuerdo a las provisiones de la gracia divina. Y aunque éste no es conveniente para hacer lo recto aún bajo estas provisiones, sería aún menos conveniente para un santo con “un nuevo corazón” vivir en  los reinos de este mundo porque en un  ambiente  injusto su corazón justo lo haría miserable. Ni podría él en el reino de Dios con su corazón natural y de  piedra resistir su hostilidad en contra de la ley de Dios ni disfrutar la gloria del reino. En otras palabras, por un lado con nuestros corazones espirituales en medio de los reinos de pecado seríamos insoportablemente miserables contemplando el crimen, los accidentes, la corrupción, las enfermedades y el sufrimiento. Por otro lado, con nuestros corazones pecaminosos en el reino sin pecado seríamos intolerablemente infelices e incapaces de disfrutar la sublime dicha de la paz y la justicia.

 Se nos permite por lo tanto en este tiempo  presente servir al Señor con nuestra naturaleza pecaminosa y nuestros deseos de hacer el bien y de alcanzar altos objetivos que son inducidos por nuestra fe en Él y se nos cuenta por justicia. Esta justicia es Su justicia en nosotros por fe.

 Estamos por lo tanto todavía en el período de la conversión y santificación por la fe mirando hacia adelante al tiempo cuando el Señor nos llevará a nuestra propia tierra y allí nos dará corazones nuevos (Ez. 36.24-28). Entonces le serviremos a Él en santidad (Is. 62:12) con una promesa tan gloriosa a la vista envueltos en el amor divino para que cada uno ahora pueda ejercer la fe de Cristo, cultivar Su  justicia y llegar a ser elegible para el regalo divino de un corazón espiritual.

Laodicenses Tibios Despierten Ahora A La Llamada Del Espiritu

“Dios lo invita ahora a arrepentirse y a ser celoso en la obra. La conducta que siga ahora determinará su felicidad eterna. ¿Puede rechazar la misericordiosa invitación que se le extiende? ¿Puede elegir su propio camino? ¿Puede albergar orgullo y vanidad y perder su alma finalmente? La Palabra de Dios nos dice con claridad que pocos se salvarán y que la mayor parte, incluso los llamados, serán indignos  de la vida eterna. No tendrán parte en el cielo, sino  que su porción será con Satanás y experimentarán la segunda muerte".

“Los hombres y mujeres pueden escapar de esta condenación, si lo quieren. Es verdad que Satanás es el gran originador del pecado; pero esto no excusa los pecados de nadie; porque él no puede obligar a los seres humanos a hacer el mal. Los tienta a hacerlo, y presenta el pecado como algo atractivo y agradable; pero tiene que dejar que ellos decidan si lo van a cometer o no. No obliga a los hombres a embriagarse, ni los obliga tampoco a no asistir a las reuniones religiosas; presenta sus tentaciones de manera que induce a hacer el mal, pero el hombre es un ser moralmente libre, que puede aceptar o rechazar sus insinuaciones".

 “La conversión es una obra que la mayoría no aprecia. No es cosa de poca monta transformar una mente terrenal que ama al pecado, e  inducirla a  comprender el indescriptible amor de Cristo, los encantos de su gracia y la excelencia de Dios de tal manera que  el alma se impregne del amor divino y sea cautivada por los misterios celestiales. Cuando una persona comprende estas cosas, su vida anterior le parece desagradable y odiosa. Aborrece el pecado y, quebrantando su corazón delante de Dios abraza a Cristo, vida y gozo del alma. Renuncia a sus placeres anteriores, tiene una mente nueva, nuevos afectos, nuevo interés, nueva voluntad; sus tristezas, deseos y amor son todos nuevos. Se aparta ahora de la concupiscencia de la carne, la concupiscencia de los ojos y la soberbia de la vida, que hasta  entonces prefirió a Cristo y éste es el encanto de su vida, la corona de su regocijo. Considera ahora, en toda su riqueza y gloria, el cielo que no le atraía antes y lo contempla como su patria futura donde verá, amará y alabará a Aquel que lo redimió con su sangre ".

 “Las obras de la santidad, que parecían cansadoras, son ahora su delicia. Escoge como tema de estudio y consejera a la Palabra de Dios que antes le parecía  árida y sin interés. Es como una carta que le escribiera Dios, con la inscripción del Eterno. Somete a esta regla sus pensamientos, palabras y acciones y por ella los prueba. Tiembla ante las órdenes y amenazas que contiene, mien- tras que se aferra firmemente a sus promesas y fortalece

su alma apropiándose de ellas. Elige ahora la sociedad de los más piadosos; ya no se deleita en la de los impíos, cuya compañía amaba antes. Llora por pecados que ve en ellos y de los cuales se reía antes. Renuncia al amor propio y a la vanidad, vive para Dios y es rica en buenas obras. Esta es la santificación que Dios requiere. No aceptará nada que sea menos que esto".

 “Le ruego, hermano mío, que escudriñe  su corazón con  diligencia  y  pregunte:  ‘¿En  qué  camino   viajo?

¿Adónde me llevará?’ Puede regocijarse porque su existencia no fue cortada mientras no  tenía esperanza segura de vida eterna.  Dios  no  permita que descuide por más tiempo esta obra y perezca en sus pecados. No halague su alma con falsas esperanzas. Usted no ve otro camino que seguir sino uno demasiado humilde para aceptarlo. Cristo le presenta, aun a usted, mi hermano errante, un mensaje de misericordia: ‘Venid, que ya está todo aparejado’ (Lc. 14:17). Dios está dispuesto a aceptarle, y a perdonarle todas sus transgresiones, si tan sólo quiere venir. Usted ha  sido  pródigo, se separó de Dios y se mantuvo mucho tiempo  alejado de él; a pesar de eso él le recibirá ahora. Sí, la Majestad del cielo le invita a acudir a él, para que reciba vida. Cristo está dispuesto a limpiarlo del pecado cuando lo acepte. ¿Qué ganancia ha encontrado en el servicio del pecado? ¿Qué le ha aprovechado seguir la carne y el diablo? ¿No es miserable el salario que recibió? ¡Oh, vuelva,   vuelva! ¿Por qué habría de morir?”

 “Usted ha sentido muchas convicciones y remordimientos de conciencia. Ha manifestado muchos propósitos y formulado incontables promesas; y sin embargo, se demora y no quiere recibir a  Cristo a  fin de recibir vida. ¡Ojalá que en su corazón se grabe la comprensión del tiempo en que vivimos  para que vuelva y viva! ¿No puede usted oír la voz  del  fiel pastor en este mensaje? ¿Cómo puede usted desobedecer? No juegue con Dios, no sea que lo abandone a sus tortuosos caminos. Para usted es asunto de vida o muerte. ¿Cuál escogerá? Es cosa terrible contender con Dios y resistir a sus súplicas. Puede sentir arder el amor de Dios en el altar de su corazón, como lo sintió una vez. Puede comulgar con Dios como en tiempos pasados. Si limpia su camino, puede volver a disfrutar las riquezas de su gracia, y su rostro expresará nuevamente su amor".

 “No se requiere de usted que se confiese ante aquellos que no conocen su pecado y sus errores. No es su deber publicar una confesión que haga triunfar a los incrédulos; debe confesarse ante quienes corresponde, ante los que no se aprovecharán de sus yerros. Confiésese de acuerdo con la Palabra de Dios, y permita que

su prójimo ore por usted y Dios aceptará su obra y le sanará. Por amor de su alma, escuche las súplicas que le instan a hacer una obra cabal para la eternidad. Ponga a  

un lado su orgullo, su vanidad y haga lo recto. Vuelva al redil. El Pastor le aguarda y le recibirá. Arrepiéntase, haga sus primeras obras, y vuelva a gozar del amor de Dios", Vol. 2, p, 264-266.

SALUDOS DESDE EL MONTE CARMELO Y DESDE EL CAMPO 

UNA PALABRA DE APRECIO

Queridos Hermanos Todos:

La institución está tomando este momento oportuno para saludar a todos los hermanos creyentes en todas partes. La generosidad concedida a nuestros obreros, personalmente por aquellos que han visitado, nos ha tocado  profundamente y siempre será una fuente de inspiración para nosotros, porque apreciamos que esta ha sido la expresión externa de una devoción interna para Aquél a Quién representamos imperfectamente.

Estamos felices de poder asegurarles que a través de la gran misericordia de Dios, junto con su fiel cooperación, la obra está constantemente avanzando. Confiamos, sin embargo, que ustedes como nosotros no estamos satisfechos por continuar al mismo paso. Por lo tanto, debemos orar  y trabajar sin cesar para hacer de 1941 el año de los años: diez en uno. Este objetivo debe acaparar toda nuestra mente y toda nuestra atención. Y que nadie sea tan imprudente en intentar de algún modo silenciar a los heraldos del reino, porque aunque fueran silenciados, entonces las mismas piedras hablarían. El reino será más “grato” si ahora llevamos las cargas de los unos y de los otros y pueda nuestro ejemplo inducir a las buenas obras a cada creyente presente de la Verdad Presente. Su servidor en el Centro de la Obra

 NO UN A. S. D. HASTA QUE FUI UN V. P.

“Me enteré del mensaje de La Vara en 1937. Aunque ni era un Adventista del Séptimo Día, de alguna manera sabía que el Sábado era el día correcto y después de escuchar al hermano W--------- dar los estudios con las pancartas, supe que La Vara del Pastor tenía la verdad para este tiempo. Creí esto con todo mi corazón".

Tommy Thompson Los Angeles, California

DESPERTADO, PERO CASI CAIGO DORMIDO NUEVAMENTE

“Quiero contarles mi experiencia personal y confesar mis defectos. Nunca podré olvidar el gozo que este mensaje me trajo en 1930 cuando recibimos el Vol. 1 de La Vara. Difícilmente podía esperar por otro volumen, tratados y Códigos. Estuve muy despierto por un tiempo, pero siento decir que por momentos me he encontrado regresando al sueño".“Sin embargo, sé que este es un mensaje de Dios para salvar a todos los que los acepten y obedezcan".Sra. R. A. Boyntom, Austel, Georgia

LA LUZ QUE ME GUIA

“Al recibir un estudio hace algunos años de parte del Dr.-------- sobre “La Paradoja de las Edades”, acepté este maravilloso mensaje de la Verdad Presente como la luz de Dios y nunca más dudé de éste. En efecto, esta ha sido desde entonces la luz que ha guiado mi vida".Sra. P. J. Florreich Los Angeles, California

NUNCA ENVEJECE

 “Estoy escribiendo para contarles que aún estoy emocionada con este mensaje. Nunca envejece para mí al volver a leer uno de los tratados o los libros. Es un verdadero y continuo reavivamiento y siempre me siento contenta con éste de modo que me pregunto, ‘¿Qué puedo hacer por el Señor por todo lo que ha hecho por mí al enviar el mensaje?’. Y entonces sé que, ‘Era todo el reino de la naturaleza mío, que era un tributo muy pequeño; el amor tan asombroso, tan divino, demanda mi vida, mi alma, mi ser entero’".Sra. Sam Hindman Sheridan, Wyoming

 MANTENIDO EN ESTE Y QUEDÓ CLARO

“Cuando la verdad de La Vara me llegó por primera vez a través del Hno. B. B. no entendí mucho acerca de ésta. Pero continué estudiando y ahora está claro para mí, y Los Códigos Simbólicos son tan irresistibles que difícilmente puedo esperar hasta recibirlos".“Esta preciosa verdad ha significado tanto para mí, que creo ahora con la ayuda de Dios que puedo renunciar al mundo y a todo lo que poseo".“Por favor oren por mí, para que mi vida pueda calificar cien por cien por este mensaje del sellamiento y que pueda ser uno de los 144.000".Sra. Howard Mc Tyre Marietta, Georgia

DISFRUTANDO EL DILUVIO DE LUZ

“Desde el día que a la edad de 12 años, cuando leí por primera vez 2ª Crón. 1:9-12, que habla de Salomón pidiéndole al Señor que le diera sabiduría, pensé que era un buen ejemplo para mí también. Y hoy estoy más y más convencido que el Dios de Israel me ha guiado …

 “El Tratado Nº. 2, al predecir un cambio en la dirigencia de Su iglesia, me convenció de la misma Verdad Presente (5T, 669) como se  halla en todos los volúmenes

y tratados de La Vara. Ahora estoy disfrutando ‘el diluvio de luz’ que nuestro pueblo pudo haber tenido hace años (CS, p. 511). Estoy experimentando ahora el gozo del servicio que fue limitado por las manos refrenadoras de los hombres".    John H. Betz, Garland, Wyoming.

NADA MAS POR QUÉ VIVIR

“En 1930 vi un libro llamado La Vara del Pastor, Vol. 1. Empecé a leerlo y encontré que era un mensaje de Dios. Mi corazón fue conmovido. Entonces cuanto más lo leía estaba más convencido que el Señor me estaba hablando. Estoy seguro que no hay nada más que este mensaje por el cual vivir y seguirlo por entero hasta el final. Para mí, este es el mensaje más maravilloso que llegó a oídos de mortales. Quiero alabar a Dios por esto porque me ha hecho que pierda el interés por todas las cosas de este mundo".

“Encuentro que es mi deber prepararme para el sello de Dios y estar listo para terminar la obra que el Señor nos está pidiendo que hagamos"   W.T. Boynton, Austel, Georgia

EL ALGO MEJOR, ENCONTRADO AHORA

“Cuando leí en los escritos de la Hna. White que la  iglesia

  • debido a la tanta mundanalidad que hay en ella, estaba yendo de regreso a Egipto (5T 201), abandoné esa iglesia y me uní a la iglesia de los S.D. Libres que no tenía tanto de ‘Egipto’ en ella".

“Aún insatisfecho por esto, buscaba más luz verdadera, cuando recibí un pequeño Tratado de los publicadores de este mensaje de la Verdad Presente. (El Anciano W. L. B. lo había enviado a mi nombre). Cuando leí el Tratado mi corazón empezó a llenarse de gozo, porque La Luz que yo estaba buscando había venido. Y ¡oh! ¡cuánto me regocijo en ella! Quiero más luz cada día que vivo hasta alcanzar la perfección en el ‘Fuerte Pregón’. No entendía realmente los escritos de la Hna. White hasta que creí en La Vara del Pastor".Etta J. Amos, Miami, Florida.

 CON LOS PRIMEROS FRUTOS ESPERA ENTRAR POR LAS PUERTAS

 “Puedo decir que hay un gozo profundo en mi corazón, porque yo soy y espero continuar siendo uno de aquellos que está luchando por estar entre los 144.000, que pronto caminarán por las puertas de Jerusalén hacia El Reino. Solicito sus oraciones para que pueda fortalecerme en la obra del Señor".

“JUSTAMENTE LO QUE ESTABA BUSCANDO”

 “Justamente alabo al Señor por manifestar su gran amor y tierna misericordia por Su pueblo al enviar este séptimo faro de luz, el mensaje de La Vara del Pastor. Cada Código y Tratado añade a su brillantez, así como cada bombilla de luz adicional en un conjunto de ellas añade claridad a una habitación".

“Había perdido mi orientación y estaba divagando cerca de la desesperanza, cuando un compañero de viaje me describió el mensaje de La Vara del Pastor y descubrí en éste un verdadero rayo de luz. Lo había visto previa- mente, pero lo tomé como una luz falsa. Cuando mi compañero de viaje declaró que él creía que era verdadero, empecé a investigar para probarle a él que era falso. Y para mi sorpresa y asombro hallé que era verdadero, ¡exactamente lo que habíamos estado buscando por varios años!”

 “Ahora con un ánimo renovado y con la confianza de que estamos de nuevo en nuestro camino nos regocijamos en la bendita esperanza de ganar aquellas coronas de vida eterna que Jesús está guardando en una almacén para nosotros hasta que alcancemos el puerto de la paz eterna, más allá de las fronteras de estas aguas turbulentas".     Sealy, Toledo, Ohio.

ORÉ POR LUZ Y VINO

 “Al estar tan insatisfecha conmigo misma y con la condición de la iglesia, el mensaje me halló orando por luz. Estoy agradecida por la reforma que éste ha forjado en mi vida y quiero ir hacia la perfección para que pueda estar lista para la traslación cuando Cristo venga".

 “Amo la hora de oración a las 8:00 (T.E.E). los viernes en la noche cuando se mezclan nuestras voces y espíritus en una oración unida para el Padre a favor del mensaje y por cada uno de nosotros. Estoy contenta y tan agradecida porque nuestro Salvador en Su gran amor ha enviado la voz de La Vara para sacarnos de nuestra condición Laodicense y todos en armonía permitamos que El nos prepare para el gran Pentecostés que está justamente delante de nosotros. Quiero ser sellada a cualquier costo".              Gay Conley, Springfield, Ohio.

 “MÁS PRECIOSO QUE LA VIDA”

 “La maravillosa luz que nos ha llegado es más preciosa para nosotros que la vida. Nuestro único deseo es que podamos cada día caminar humildemente delante de nuestro Dios, para que podamos ayudar a otros y para que podamos ser hallados aprobados en esta gran obra final. Sabemos que con la ayuda del Señor, la buena obra que El ha comenzado en nosotros, El la termina Sr. y Sra. Paul Georgel, Milwaukee, Wisconsin.Clara Edens, Hialeah, Florida.

 INTENTÉ RECHAZARLO, ENCUENTRO QUE ES LA VERDAD

 “Quiero testificar del maravilloso amor de Jesús al darme este mensaje de la única forma que yo hubiera  podido ser capaz de recibirlo".

 “ Me propuse leer solamente uno de los Tratados de La Vara del Pastor, porque así podría demostrarle a  mi  madre  que yo  era  capaz   de

rechazarlo con la buena doctrina Adventista del Séptimo Día. Nunca se ha dicho mucho en nuestras iglesias acerca de la llegada de más verdad de la Biblia, así que como pueblo naturalmente pensábamos que cualquier supuesta verdad debía necesariamente ser una error. Nunca leí ninguna literatura a menos que tuviera la aprobación de la denominación".

“El Señor vino muy cerca de mí cuando estaba leyendo ese Tratado. Me abrió los ojos para que pudiera ver y acepté su mensaje para mí. Leí los otros Tratados tan pronto como pude".“Sé ahora lo que significa tener un deseo de todo corazón   de ser limpio. Quiera el Señor purificarme tanto como Él es puro".Sra. Ruth Goett, Azusa, California.

ANTES TERCAMENTE OPUESTO, AHORA SUPLICO QUE TODOS PRUEBEN LA CENA DEL REY

“Apreciando profundamente esta oportunidad para presentar nuestro testimonio damos gloria a nuestro Padre celestial por revelarnos este mensaje de la Verdad Presente. Nos arrepentimos mucho porque mientras estábamos en nuestra ceguera Laodicense tercamente nos opusimos a sus enseñanzas. El Señor ciertamente ha abierto nuestros ojos para ver nuestra condición espiritual y ha traído estas verdades para nuestra comprensión, porque las hemos escudriñado y pesado las evidencias".

Hemos encontrado que La Vara del Pastor es el símbolo del poder de Dios y de su cuidado en nuestra experiencia. Ha cambiado nuestros propósitos en la vida y nos ha enseñado que la negación del yo y el sacrificio del yo son los caminos más seguros para la felicidad".

“Suplicamos a nuestros hermanos Laodicenses que investiguen lo abundante y maravilloso que es el alimento espiritual de la cena del Rey y que no se engañen ellos mismos con una pobre excusa".Ralph and Lilian Georgel. Milwakee, Wisconsin.

PENSÓ QUE NO NECESITABA NADA, SE HALLÓ NECESITANDO DE TODO

“Me acaba de llegar en el correo, en Grand Island, Nebraska, el periódico de la Conferencia Local y cuando leía la advertencia en contra de cierta gente que decían ser A.S.D., ofreciendo estudios bíblicos, el timbre de la puerta sonó ¡y allí estaba la misma gente acerca de la que estaba leyendo! Les pedí que pasaran preguntándome cuál estudio podrían darle ellos a los A.S.D. que eran la luz del mundo, el único pueblo con un ‘Así ha dicho el Señor’. He sido una A.S.D. con asistencia regular y una lectora de la Review, etc., por 35 años y me senté y escuché un estudio con relación a   cosas

¡de las que ni había soñado nunca! Luego, más allá de probar su estudio, me dieron algunos tratados los que acepté con mucho gusto".

“Luego al ir a una inesperada visita a Denver me puse en contacto con otro de estos supuestos obreros A.S.D. Ella me advirtió que no rechazara la luz, asegurándole que nunca lo haría por sobre todas las cosas. Una de las razones del por qué le aseguré que no la rechazaría fue porque estaba satisfecha de que ya teníamos toda la luz y

sin embargo, no podía entender por qué nunca antes había escuchado algunas de las cosas que ella me enseñó acerca de la obra final. Pero estaba tan segura que al ser la última iglesia teníamos el último mensaje durante todos estos años y, sin embargo, como pueblo éramos más mundanos y más imperfectos como estudiantes de la Biblia por nosotros mismos de lo que éramos hace 35 años ¡y en aquel entonces no éramos perfectos!”

 “Con estas preguntas en mi mente, sin embargo, aún sintiéndome segura que éramos el pueblo de Dios teniendo toda la verdad, doblé mis rodillas y oré como nunca había orado antes excepto en el momento cuando ofrecí mi primera oración cuando no era sino una niña. Acababa de escuchar mi primera historia bíblica con relación a los antediluvianos. Mi madre había dicho: ‘se ahogaron porque rechazaron el mensaje que Dios les había enviado'. Este pensamiento me llevó a un lugar solitario en el bosque donde me puse de rodillas  así como había visto a un ministro Luterano hacer y le pedí a Dios que si El alguna vez tuviera un mensaje para nosotros en esta tierra, que me lo hiciera saber".

 “Un poco más tarde el mensaje A.S.D. llegó y ha sido mi único consuelo y aún lo es hasta ahora, porque estaba segura de que éramos el pueblo ¡y gracias a Dios lo somos! Pero para llegar a ser de ‘aquellos que se quedan en Sion y permanecen en Jerusalén’ necesitamos un mensaje adicional".

“Así fue que nuevamente doblé mis rodillas en oración y supliqué a Dios para que me aclarara estas cosas.  Estudie a favor y en contra sin dejar por fuera una palabra o frase hasta que obtuviera su significado completo y correcto".

 “Un amigo a quien había ido por ayuda en esta ocasión me dio un tratado: ‘Advertencia Contra el Error’. Viendo allí la controversia pensé al comienzo que sí, que éste es un error. Pero no estaba contenta. Tenía un alma que salvar. Entonces estudié y comparé las cosas de esta cuestión y para mi sorpresa vi las insinuaciones y la ignorancia de los hechos usados para suavizar su posición insostenible, exactamente como las otras iglesias habían hecho conmigo durante 35 años. Lloré. Desde entonces he tratado de impresionar a otros con el mensaje para encontrarme solamente con la frialdad de aquellos que no saben y que no investigarán por ellos mismos".Sra. F. W. Evans, Pomona, California.

 SORPRENDIDO AL HALLAR LA NECESIDAD DE UNA REFORMA

“Estoy muy feliz de decir que estoy ahora mejor preparado como nunca antes para testificar a favor del mensaje de La Vara del Pastor, porque aunque nunca dudé una palabra de sus enseñanzas, sin embargo, yo siempre había aplicado la necesidad de una reforma a otros".

“En cuanto a los tipos y símbolos y demás son tan claros que un niño puede entenderlos. No  es  difícil para  ninguno  de  nosotros  probar  que este es  el

mensaje de la hora, pero ¡oh! éste nunca me había hecho ver que yo era uno de los engranajes de la maquinaria, pero uno que no estaba trabajando. Cuando empecé a estudiar nuevamente los Códigos encontré que estaba tan oxidada que no estaba preparada para formar parte de la máquina. Entonces el Buen Pastor me señaló el remedio y (por temor a que alguien hubiera caído o cayera en el mismo hueco donde yo estaba) lo pasé adelante. Así es que léalo por usted mismo: Volumen 1, Código Simbólico de Noviembre 15, 1934, párrafo 7. Dice de la siguiente manera: ‘Una cosa es tener un mensaje con una verdad teórica que no pueden contradecir ni los más sabios de la tierra, pero otra cosa es llevar una vida que califique completamente un 100%".

“Estoy trabajando ahora en mi vida para traerla a la norma o en otras palabras para ponerme en línea con el mensaje un 100% y si yo soy la única que está estorbando, aún así, la maquinaria echará a andar".

“Oren por mí mientras hago lo mejor para adaptar mi vida a la causa, obedeciendo todo - cada palabra - de la verdad que el Señor me ha enviado a través de El Código Simbólico y de los libros y tratados, pero más especialmente el Código. Entonces, cuando llegue a la cima del monte, veré a la ‘multitud’ a la distancia. Esto me animará aún más cuando vea que ya no soy un estorbo más en la máquina, sino como parte de la ayuda moviéndonos hacia adelante en perfecto orden. ¡Alabemos al Señor!” Oglesby, College Park, Georgia.

 LA P.U.R. LO INTERESÓ Y LA V. P. SE LO ENTREGÓ

 “En la primavera de 1938 llamó mi atención una serie de artículos publicados por la Pacific Union Recorder titulado, ‘Un reavivamiento y una reforma en la iglesia’. Al mismo tiempo, llegué a estar interesado en el sellamiento de    los 144.000 (Ap. 7)".“En este tiempo un escudriñamiento profundo de corazón me reveló que Dios no podría colocar Su sello en mí. Llegué a estar casi descorazonado sobre mi condición espiritual. Estaba atribulado día y noche y estaba tan impresionado que visité a un amigo y le conté la experiencia que estaba teniendo. Un creyente de la Verdad Presente (de la Vara) se estaba quedando conmigo. No habíamos hablado mucho, hasta que quedé convencido que tenía el verdadero mensaje que yo necesitaba".“A este punto, un vecino entró y se unió al hermano para darme el más interesante estudio de la Biblia y de los ‘Testimonios’ que alguna vez hubiera escuchado. Después de esto me dieron una provisión de literatura gratuita de la Verdad Presente que leí una y otra vez la cual en efecto ha probado ser alimento sustentador para mi alma".                                                                                                            

 W. Evans, Pomona, California.

DIAGNOSTICÓ MI CASO, AHORA SÉ QUE HAY ESPERANZA PARA MI

“Agradezco a mi precioso Salvador porque me ha mostrado mi condición Laodicense - ‘desventurado, miserable, pobre,ciego y desnudo..'. y ¡‘deplorable’! Me doy cuenta que mi alma está afligida por una enfermedad fatal y que solamente Aquel que nació en este mundo para ‘salvar’ a Su pueblo ‘de’ sus pecados, puede, cuando me ‘entregue’ totalmente a Él, hacerme limpia".“Cuando este mensaje me encontró  estaba anhelando por algo, pero no sabía qué era y cuanto agradezco al Señor por el mensaje del Testigo Verdadero que habló a mi alma a través de La Vara".“Ahora nunca estaré satisfecha hasta que ame al Señor con todo mi corazón, alma, cuerpo y fortaleza, y a mi prójimo como a mi misma".  

Sra. Faith Pruett, Sheridan, Wyoming.

“ESTE TRAJO UN CAMBIO”

“Encontré el mensaje de La Vara en 1932. Lo amé desde entonces y lo amo más ahora. Este ha traído un maravilloso cambio a mi vida. Es mi deseo vivir de tal manera que otros quieran saber de donde viene mi ayuda".  

Sra. Millie Thompson, Los Ángeles, California.

ADVIRTIENDO EN CONTRA, LOS DESPIERTA

“Somos dos de un grupo de siete adultos y dos niños que hemos aceptado la bendita verdad hasta ahora en Toledo, Ohio".“Dios  nos  ha  bendecido  al  permitirnos  testificar  la manifestación de Su glorioso poder".“Como resultado de estudiar los ‘Testimonios’ antes de que escucháramos del mensaje de La Vara se nos advirtió que no expresáramos nuestras ideas porque se oían como las de los seguidores de La Vara. Poco tiempo después un hermano nos dijo que no tuviéramos nada que ver con una clase de gente llamada Vara del Pastor, porque ellos nos demostrarían realmente de la Biblia ¡lo tocante a lo que ellos creen!”“No hubo una mejor forma que pudo haber sido usada para prepararnos a escuchar al ‘mensajero’. Empezamos a investigar inmediatamente".“Aunque ha habido momentos cuando no hemos podido comer, dormir, o trabajar debido a la batalla dentro y fuera, estas cosas no son nada comparadas con la ‘mantequilla y miel’ que nosotros disfrutamos ahora".

“Es nuestro sincero deseo utilizar el resto de nuestras vidas en la terminación de la obra, porque  podemos decir, ‘sabemos en quien hemos creído y somos persuadidos de que él es capaz de guardar aquello en lo que nos hemos comprometido con él contra aquél día".

  Merritt y Ethel Wolfe, Erie, Michigan.

ME ENCONTRÓ DORMIDO Y ME DESPERTÓ

“Recibí el Volumen 1 de La Vara del Pastor en 1930. Cuando lo leí creí que era un mensaje de Dios para mí. Me encontró profundamente dormido y me despertó en esta condición espiritual. Descubrí que necesitaba todo. Acepté el Volumen 1 en un 100%

y entonces llegó el Volumen 2 que aumentó mi fe en el mensaje y lo mismo con todos los Tratados que  siguieron a éstos. Ahora me regocijo en la luz que este maravilloso mensaje me ha traído. Este aumenta en su luz cada día y agradezco al Señor por esto porque significa todo  para mí"

.A. Boynton, Austell, Georgia.

INFLUENCIADO POR UN ARCHIVO ALFABETICO

“Como una líder de la Sociedad de Madres a menudo en el estudio de los ‘Testimonios’ llamaba a la hermana R----- por referencias y por sus excelentes archivos alfabéticos y quien me dio estudios completos que yo enseñé a nuestro grupo para su deleite. Esto me convenció que ella, una creyente de La Vara, tenía luz y conocimiento que no encontré en ninguna otra parte. Ella parecía estudiar constantemente los ‘Testimonios’ mientras que a nosotros, como Adventistas que no conocíamos el mensaje de La Vara, nos tomaba solamente unos pocos minutos al día en el estudio de la lección de la Escuela Sabática. Mas tarde, después de dos estudios con los W-----, mi esposo también aceptó la luz y después de escuchar una discusión pública entre el hermano W----- (afirmativo) y el Anciano D------ (negativo) se convenció doblemente de que La Vara tiene el mensaje y que es la verdad para este tiempo"

.Sra. Nellie B. Coffey, Los Ángeles, California.

VE LA REDENCIÓN MAS CLARAMENTE

“Desde que encontré La Vara le doy gracias a mi Señor y Salvador Jesucristo más que nunca por su misericordia viviente al derramar Su sangre expiatoria por un vil pecador como yo. ¡Oh, que maravilloso plan de redención ahora que lo vemos más claramente en este mensaje  de la verdad! Mi sincero objetivo es el de ser fiel hasta el fin (Mt. 24:13) porque él murió por mí y me ha separado una corona de vida"

.Cockram, Meadows of Dan, Virginia.

 EL SEÑOR ME HA TRAIDO SIN PELIGROS

 “Hace aproximadamente diez años el Espíritu de Dios me reveló este glorioso mensaje de la Verdad Presente y me di cuenta entonces como también ahora que debo obedecer ’La apacible pequeña voz’ que habla a mi corazón y me señala el camino. Aunque el enemigo ha arrojado su sombra a través de mi camino muchas veces en los pasados diez años, el Señor me ha llevado sin peligros a través de éste y mi corazón está lleno de gozo por el mensaje. Oren por mí para que pueda ser fiel y sea encontrada digna de estar de pie en el Monte de Sion con el Cordero".

Sra. E. Crawford, Glendale, California.

ARROJADO, PERO NO DERROTADO

“Aunque nosotros los de la pequeña compañía de la Unión del Oeste, S.C. hemos sido perseguidos, no se nos ha permitido entrar a la iglesia y aunque somos sólo unos pocos y vivimos muy separados, sin embargo, tenemos mucho ánimo y anhelamos reunirnos".

“Todos nosotros amamos la Verdad Presente. Una hermana dice que preferiría renunciar a su vida en lugar de renunciar al mensaje. A otra hermana se le suplicó por una hora para que no leyera la literatura, pero la leyó y se regocija en el mensaje. Un hermano cree en este mensaje y, además, lo enseña. Oren por él para que se mantenga completamente firme en éste".

 “Finalmente tenemos a una pareja A.S.D. mayores que aman el mensaje. Desde la última reunión que tuvimos en su casa él dijo que quiere irse con nosotros. Lo dejé con lágrimas corriendo por sus mejillas. ‘Si hermana, quiero ir con usted’ dijo él. Hay otro hermano a quien nunca he escuchado expresarse, pero que es fiel. Suplicamos al Señor por Su bondad para todos nosotros".Por la Compañía que representa la Unión del Oeste, Carolina del Sur.

LAODICENSE, ECHADO POR LOS LAODICENSES

“Antes de recibir La Vara en 1931, el mensaje Laodicense se me había presentado aplicándolo a las iglesias del mundo. Aunque yo he sabido desde entonces que éste llama a una reforma en la iglesia A.S.D".

“La iglesia aquí sabía que yo creía en este mensaje por más de cinco años y trató de alejarme de éste, pero mientras pagaba mis diezmos a la iglesia se me permitió permanecer. Pero finalmente fui ‘echada a causa de la verdad’

".Sra. Edna Diamond, Fénix, Arizona.

TROPECE UNA VEZ, AHORA DE PIE PARA QUEDARME

(Véase 5T, p. 630 [párrafo 2] y p. 633 [párrafo 2]).

“Llegué a ponerme en contacto con La Vara en 1939 y de todo corazón creí en ésta como la verdad hasta que leí en Testimonios para los Ministros que habrá un pueblo que saldrá de las iglesias y que tomará los ‘Testimonios’ y los torcerá para adaptarlos a sus propias teorías, etc. Así  es que esto me despistó por un tiempo hasta que vine a California y comencé a regresar a las reuniones. Mientras más escuchaba los estudios, más me convencía de que le Espíritu de Profecía está viviendo nuevamente en la iglesia en estos últimos días".

Sra. Laura Dais, Los Ángeles,California.

DESFRATERNIZADO DE LA E.S., PERO LA E.S. SIGUIÓ A LOS DESFRATERNIZADOS

“No fue sino hasta 1936 cuando el Hermano y la Hermana S------- vinieron a Darrington, que yo recibí una notificación de que un mensaje de reforma y reavivamiento - reorganización (C.N.J. 154) - estaba llegando a la iglesia aunque yo había sabido y sentido por varios años que un mensaje como éste lamentablemente se necesitaba".“A comienzos del verano de 1936 el Hermano y la Hermana

A.G.S. vinieron a Darrington y se quedaron por casi dos semanas. Los estudios que recibimos de ellos no hicieron más  que incitar nuestros apetitos por más.  Así que  a

 

pesar de las amenazas de ser desfraternizados continuamos estudiando. Al enterarnos de cómo los seguidores de la verdad presente estaban siendo ‘echados’ y tratados con un espíritu que era cualquier cosa menos Cristiano, me di cuenta que la iglesia estaba equivocada y en gran necesidad de un mensaje de reproche".

 “No teníamos una iglesia organizada localmente, sino que éramos miembros de la iglesia de la Conferencia. Sin embargo, habíamos dirigido la Escuela Sabática durante 10 años hasta 1938. Cuando decidimos enviar nuestros diezmos y ofrendas al Monte Carmelo, la Conferencia rápidamente envió a un hombre y a su familia a hacerse cargo de la E. S. (Escuela Sabática) y convencernos de nuestro ‘error’. Tratamos de lograr que estudiaran con nosotros y al comienzo prometieron que si, pero más tarde absolutamente se negaron. Tomaron control de la E. S. nombrándose ellos mismos como líderes, maestros y oficiantes. De esta manera continuaron por casi dos años".“Habiéndome hecho una visita en Septiembre, el maestro, acompañado por el líder del distrito me informó que si yo no pagaba mis diezmos mi nombre sería borrado de los registros de la iglesia. Ahora estoy fuera hasta donde yo sé. Pero los miembros de la E. S. decidieron ponerse de mi lado y como el líder no llegó el Sábado siguiente, votamos para deshacer la Escuela Sabática anterior y reorganizarla. Ahora estamos contentos nuevamente porque tenemos perfecta libertad una vez más para estudiar nuestras Biblias y el mensaje".

“El ‘Mensaje del Tercer Ángel’ y el mensaje de la ‘Justificación por la Fe’ son mensajes maravillosos, pero el mensaje de La Vara del Pastor los hace aún más admirables todavía, porque abre nuestra visión a verdades más gloriosas de las que nunca soñamos hace algunos años (8T p. 322, párr. 3 en inglés). En efecto como nunca antes, nos damos cuenta ahora que ‘el camino del justo es como una luz resplandeciente que alumbra más y más hasta que el día es perfecto’

".Sra. R. N. Lowe, Darrington, Washington.

“HE AYUDADO A CINCO HASTA AHORA”

 “Estoy tan agradecida que el mensaje de la Verdad Presente me haya encontrado. Aunque hasta ahora he ayudado solamente a cinco, mi determinación es vivir el mensaje y ayudar a que otros lo vean y lo acepten".“Que Dios pueda bendecir a todos en el Centro del Monte Carmelo y que la obra pueda ser pronto terminada, es mi oración diaria"

.Sra. Rose Lange, Glendora,California.

ANSIOSA POR AYUDAR A OTROS

“Dios sabe que mi testimonio es cierto. Mis ojos están nublados por las lágrimas. Difícilmente puedo ver para escribir, pero espero que pueda ayudar a salvar a alguien en este mundo salvaje. No puedo agradecer lo suficiente al Señor por el privilegio de testificar de la esperanza que el mensaje me ha traído"

.Sra. Florence Burgess, Manton, Michigan.

LA VIVIREMOS Y LA PASAREMOS A OTROS

“Estoy tan agradecido por la Verdad  Presente  (La Vara del Pastor), y estoy de buen ánimo con el Señor. Este mensaje ha hecho maravillas por mí y estoy haciendo lo mejor para vivirlo y presentarlo a  otros".

Willie Wright, Sunbright, Tennessee.

TODA LA FAMILIA COMO UNO

“Nos hicimos A. S. D. en 1924 y nos regocijamos en la verdad desde entonces. La Vara del Pastor no nos ha cambiado sino que nos ha hecho sentir que estamos llegando a ser más como Jesús. Amamos la verdad, especialmente la Verdad Presente, y la literatura que estamos recibiendo del Monte Carmelo es maravillosa. Agradecemos al Señor por la forma como nos ha abierto nuestros ojos. Todos los seis miembros de nuestra familia testificamos como uno en Cristo, esperando ser llevados por Él a la tierra prometida".

John T. Ruffing y Familia, Milwaukee, Wisconsin.

CONVENCIDOS QUE DEBEN ESTUDIAR POR NOSOTROS MISMOS

“Hace tres años que estudiamos y aceptamos la Verdad Presente, el mensaje prometido de Elías (Mal. 4:5). Este nos ha convencido que debemos escudriñar completamente nuestras vidas y con la ayuda de Dios dejar a un lado nuestros pecados. Sentimos que el mensaje de La Vara nos ha traído gran consuelo en nuestras pruebas y un gozo inexpresable en la esperanza del pronto establecimiento del reino de paz"

.Frank y Golda Grimm, Sun Prairie, Wisconsin.

EL SILENCIO DE ORO LLEGA A SU FINAL

“...Tendría que estar terriblemente afligida antes de siquiera pensar o admitir que la iglesia pudiera estar equivocada en cualquier cosa".“Fui a la iglesia esperando obtener alimento espiritual, pero regresé a casa sintiéndome vacía y desilusionada. Surgieron muchas preguntas allí que los ancianos no explicaron para mi satisfacción. Ellos dijeron: ‘Esas son las cosas secretas del Señor’ que no estamos supuestos a saber y que no debemos tratar de averiguar nada más acerca de los ‘144.000’, porque la Hna. White dijo que, ‘El silencio es oro’".“Pero esto nunca me detuvo para estudiar y orar por horas para que el Señor me revelara el significado de las cosas que yo había estado leyendo en Ezequiel, Isaías, Joel, Jeremías, Zacarías y otros. (Sentí desesperadamente que eran necesarias para mi salvación y no sabía que estuvieran en La Vara)".“Muy pronto, la hermana F vino a verme por primera vez y le conté acerca de mi condición espiritual. Ella me dio un corto estudio ese día en el cual creí inmediatamente y acepté toda la verdad como se me presentó en los estudios que siguieron".

 “Mi nombre está todavía en el libro de la iglesia aunque yo no he escondido mi luz".

ANUNCIO ESPECIAL

PARA TODOS LOS MIEMBROS DE LA VARA DEL PASTOR CON LA EDAD PARA EL RECLUTAMIENTO MILITAR

DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS CON RELACIÓN AL RECLUTAMIENTO DE LOS ADVENTISTAS DEL  SÉPTIMO  DÍA DE  LA  VARA DEL PASTOR

 (Estos principios son la base de nuestra objeción de conciencia para firmar la declaración b, no calificado, bajo el “Derecho de Excepción” en el “Formulario Especial para los Objetores de Conciencia”).

PREMISA: Un profundo fundamentalismo nacido de la convicción del alma entera por la inspiración plena de la Biblia moralmente nos restringe en la solemne consideración del servicio militar para someter la posición expuesta aquí sincera y respetuosamente; para testificar:

PRINCIPIO UNO: “Sométase toda persona a las autoridades superiores; porque no hay autoridad sino por parte de Dios, y las que hay, por Dios han sido establecidas... Por lo cual es necesario estarle sujetos, no solamente por razón del castigo sino también por causa de la conciencia... Pagad a todos lo que debéis: al que tributo, tributo; al que impuesto, impuesto; al que respeto, respeto; al que honra, honra". (Ro. 13:1, 5, 7).

Esta piedra angular se aplica más adelante sobre nuestras conciencias en el mandato dado a nosotros por “Los Testimonios para la Iglesia” (nuestra autoridad Interpretativa): “El pueblo de Dios reconocerá al gobierno humano como una ordenanza designada por Dios y enseñará la obediencia a éste como un deber sagrado dentro de su legitima esfera". - Vol. 6, p. 402 en inglés.

PRINCIPIO DOS: “La historia de la iglesia del Antiguo Testamento demuestra que cuando era una teocracia todos sus súbditos pertenecían a una nación, en su propia tierra, - Palestina, - estaban comprometidos con el deber de defender su tierra cuando fuera invadida por enemigos o cuando fueran mandados por Dios para hacer esto por razones consistentes con Su propósito eterno a través de ellos en esa dispensación".

Por lo tanto, si estuviéramos en la misma posición  hoy (con todos nuestros hermanos Cristianos en un sólo país), no seríamos objetores de conciencia, pero estaríamos comprometidos bíblicamente a defender a nuestro país como el antiguo Israel defendió el suyo. Sin embargo, nuestros creyentes Cristianos hoy, al estar dispersos en muchas naciones, reinos, lenguas y pueblos, entonces si éste país llegara a estar envuelto en una guerra con otro país, nosotros como Adventistas en este país, si no somos exentos del servicio militar en combate, estaríamos situándonos en contra de Adventistas en otro país.

PRINCIPIO TRES: Sin embargo, hay otra consideración que nosotros como Cristianos no podemos ignorar: el deber que nos lleva a emular al buen “Samaritano” (Lc. 10:30, 39) al socorrer al herido que cae presa de los “ladrones”. A la luz de este alto deber Cristiano, no podríamos conscientemente “pasar de largo” al lado de compatriotas heridos como hicieron “los sacerdotes” y “los

levitas”. Pero nosotros como los seguidores de Dios debemos consentir en servir facultados como médicos misioneros - asistentes, enfermeras, doctores o capellanes

- para atender a los necesitados, enfermos, heridos y moribundos; o en una forma espiritual, a los sanos.

PRINCIPIO CUARTO: “Nuestra fe como la de Daniel, (Dn. 1:8), nos impone un régimen alimenticio - estricto vegetarianismo - el cual como un hábito establecido de vida por mucho tiempo, haría física y moralmente imposible para nosotros poder subsistir o gustar del servicio militar regular de la misma manera como hacen aquellos que no tienen nuestros escrúpulos dietéticos".

PRINCIPIO QUINTO: Cualquier trabajo como no combatiente más allá de los especificados bajo el Principio Tres violaría nuestro sentido de conveniencia religiosa en el sagrado asunto de la observancia del Sabat (Sábado) semanal (Ex. 20:8-10).

CONCLUSIÓN TENTATIVA: Los dos primeros principios nos llevan a firmar la Declaración A, mientras que el Principio Tres simplemente restringe el ámbito de nuestra actividad militar.

Este último Principio (3) permite la búsqueda de ocupaciones como han sido especificadas bajo este respecto en el día Sábado si fuera necesario. Por otro lado, el Principio Cinco, no nos permite entrar en ciertas otras líneas de participación militar, como no- combatientes, a menos que la objeción  de conciencia que surja de allí sea confrontada con las correspondientes concesiones.

CONCLUSIÓN CONTINGENTE: Si las autoridades de las ”Regulaciones del Servicio Selectivo” respetan la posición que se ha dado aquí (dieta vegetariana y los privilegios del Sabat) ordenados a nosotros por nuestra fe, entonces nosotros a conciencia debemos firmar la Declaración A.

NOTA:

Nuestros principios no nos permiten aceptar la firma de la Declaración B si ustedes pueden hacer posible que firmemos la Declaración A. A la luz de esta explicación, sean las autoridades tan amables en designar por favor ¿cuál Declaración prefieren que nosotros firmemos? No sabemos como proceder hasta que oigamos su res- puesta.

Firmado:                                        

 EL COMITÉ EJECUTIVO

 La respuesta del Gobierno a esta apelación es como sigue:

CUARTEL GENERAL DE LOS SERVICIOS SELECTIVOS DEL ESTADO AUSTIN, TEXAS

                   oficinas centrales de los adventistas del septimo dia de la vara del pastor                                                                                         Diciembre 10, 1940 De La Vara del Pastor

waco,Texas   RE: Objetores de Conciencia

Caballeros: Su comunicación fechada el 6 de Diciembre de 1940 ha sido recibida en el Cuartel General de los Servicios Selectivos del Estado y enviada a este departamento para su respuesta.

El Volumen Tres, párrafos 363-366, inclusive, de las Regulaciones del Servicio Selectivo establece el procedimiento que ha de seguirse en las reclamaciones de los objetores de conciencia y su clasificación.

Una amplia discreción es otorgada a las Juntas Locales al transferir dichos reclamos. El Párrafo 363 provee que “alguien que se registra y afirma ser un objetor de conciencia deberá ofrecer la información que demuestre su derecho en un formulario especial (Formulario 47) que cuando sea archivado formará parte de su cuestionario. La junta local, al solicitarlo, suministrará por cualquier reclamación de una persona que sea un objetor de conciencia, la copia de dicho formulario especial (Formulario 47). En el caso de cualquiera que se registra y que afirma ser un objetor de conciencia, la junta local deberá proceder por la vía ordinaria a clasificarla sobre todas las demás causas de aplazamiento e investigará y procederá con su demanda de objetor de conciencia solamente si, después de un examen físico por esta demanda, haya sido asignado a la Clase I-A, Clase I-B, Clase I-D o la Clase I-E. El procedimiento de apelación de una decisión de la junta local por una reclamación como objetor de conciencia está provisto en el párrafo 375.

Por lo tanto prosigue de las anteriores Regulaciones Citadas que cada petición depende de sus propios méritos los cuales deben ser presentados a la junta local que tenga jurisdicción sobre esta solicitud. No es posible expedir una regulación general que sea aplicable a todas las demandas de los objetores de conciencia.

Ulteriormente, no podemos asumir que cada miembro de su secta se sentirá exactamente igual o que defenderá su petición basado en los mismos hechos idénticos, así que es nuestra opinión que todos los miembros de su secta que deseen presentar sus derechos para clasificar como objetores de conciencia las presentarán a sus respectivas juntas que tengan jurisdicción sobre sus peticiones y que las juntas locales actúen en cada caso individual basados en los hechos presentados por cada individuo solicitante.

En la eventualidad de que cada Junta Local desee una opinión del Director de los Servicios Selectivos o de este departamento por cualquiera  de las demandas de los solicitantes, entonces dicha junta solicitará del Director de este departamento una opinión en el caso que alguna sea solicitada.Por el Director Firmado:C. Taylor, Myor, J. A. G. D-QCT:  División Legal

 A FAVOR DE LA DENOMINACIÓN A.S.D.

Este pequeño periódico está dedicado a la misión de llevar a los creyentes de la Verdad Presente artículos de noticias edificantes y las actividades reformadoras y contestando preguntas sobre el mensaje del sellamiento de los 144.000 (Ap. 7:1-8) y la gran multitud (Ap. 7:9); sobre las profecías de Isaías, Zacarías, Sofonías, Miqueas, Oseas, Joel, Daniel, el Apocalipsis, Ezequiel, Jeremías, etc., pero especialmente acerca de los primeros ocho libros mencionados arriba; en las parábolas de Cristo en tipos y símbolos, y también en los escritos de la Sra. Elena de White.

Sin embargo, este visitante mensual promete contestar  preguntas de tales pasajes de las Escrituras solamente como han sido divinamente revelados y proclamados con autoridad - llevando la marca positiva de la verdad. Por lo tanto, se dará, ya sea una respuesta correcta a las preguntas o sino confesará su ignorancia al decir “yo no sé”.

Primero y por encima de todo, aunque su propósito es el de revelar  el hecho de que el tiempo del Señor ha venido para manifestar Su poder y unificar y purificar Su iglesia en la tierra - llamándola a levantarse de su polvoriento lecho, a vestirse de poder, y de su dote de  hermosas vestiduras; porque nunca más vendrá a ti incircunciso ni inmundo (Is. 52:1).

Por lo tanto, positivamente demanda que los mensajeros de “el día grande y terrible del Señor”, bajo su jurisdicción, deben estrictamente cumplir con todos los requerimientos, instrucciones y consejos que les da a ellos de tiempo en tiempo, sin agregar nada y sin quitar nada del

mensaje. Este no favorecerá a aquellos quienes ignoran su autoridad divina, porque la iglesia ha de ser una luz para todo el mundo, “hermosa como la luna, esclarecida como el sol, imponente como ejércitos en orden". (Is. 62:1-7; “Profetas y Reyes” pág. 535).

 Los símbolos en la pequeña página son una reproducción del Apocalipsis, capítulos doce y nueve, y de Isaías 7:21, cuyos símbolos están explicados en nuestra literatura.

 Este consolador mensual gustosamente llama a todos los A.S.D. quienes abren sus puertas y dan la bienvenida a su presencia. Gratuitamente les da su tiempo para ministrar a aquellos quienes serán los herederos de la salvación, y tampoco colecta honorarios ni hace ningún cargo por su servicio desinteresado. Que vive de donaciones y ofrendas voluntarias - no es una carga para nadie y reconforta a todos. Su oración permanente es que todos sus lectores sean prosperados y que tengan salud así como prosperen sus almas  (3ª Juan 2).

 Por último, éste pide de usted que haga sus preguntas claras  y distintas, dando las referencias, y de vuelta promete que ellos se harán cargo, tan pronto como su turno en la línea de espera llegue.

Ahora si gustara que este amigo impreso llegue a su  casa regularmente, como nuestra literatura gratuita, envíe su nombre y dirección a la Universal Publishing Association, Symbolic Code Department, Mount Carmel Center, Lake Waco, Texas

Anterior
6CS16
El Progreso del Monte Carmelo Visto a Través de la Cámara
siguiente
7CS16
“EL SEÑOR DIO LA PALABRA: Grandiosa Fue La Compañía De Aquellos Que La Publicaron”