Davidian Today Esta es la página oficial de AGDASD

Lenguages

Social

Global search
Use these syntaxes below to make advanced search
Sentence search: "Ancient David also was a young boy"
AndX search: King David
OrX search: King | David
NotX search: King ! David
Book search
Use these syntaxes below to make advanced search witin books
Reference search: 1tg2: or 1tg2:18 or 1tg2:18.3
Sentence search within book: 1tg2::"Ancient David also was a young boy"
Sentence search within book categories (tracts): tr::"The Jews before Christ’s day"
AndX search within book: 1tg2::King David
OrX search within book: 1tg2::King | David
NotX search within book: 1tg2::King ! David

¿Por Qué Perecer?

Tratado 06

¿POR QUÉ PERECER?

La Lechería Universal te alimentará

__________________________________________

Juzgue por Usted mismo

El propósito de este tratado es presentar y entregar gratuitamente a toda alma honesta, e igualmente a los pobres y a los de lejanas tierras, el superabundante y excelente producto de la lechería universal, para ello es necesario remover del camino de sus destinatarios.

La obra perversa de su Competidor.

De los muchos ataques hechos hoy por este enemigo en contra de la multitud de favorecidos por esta lechería, sin duda ninguno ha sido tan violento como el dirigido en contra de la denominación Adventista del Séptimo Día, el mayor consumidor de los productos de la lechería, y especialmente en contra de la obra de la fundadora de la denominación la señora E. G. White, cuyos escritos son conocidos por esa organización como el Espíritu de Profecía (Apocalipsis 12:17; 19:10).

¿No es inconsistente que tanto tiempo, como energía y mucho dinero sean gastados por varios individuos y organizaciones para dar publicidad adversa a cualquier autor de literatura religiosa, mientras el mundo es saturado por cientos de istmos y autores cristianos, cada uno intentando vindicar un punto de vista religioso diferente de los otros? Puesto que la Verdad es una sola y ya que no hay dos sectas?

  Pero como todos los mensajeros enviados del cielo, desde los días de Adán hasta hoy, han sido cruelmente enfrentados por hombres que profesaban estar dirigidos por Dios, el simple hecho de que los escritos de la Señora White reciban tanta oposición que están equivocados. Y por ser ahora el blanco de oposición, como lo fueron los antiguos profetas en sus días, entonces para determinar si sus escritos son peligrosos y destructivos o seguros y verdaderos, nosotros debemos volver nuestra atención a los oráculos de Dios, los cuales revelan el pasado, presente, y futuro. Allí determinaremos si sus escritos están correctos o incorrectos. Solamente por las profecías probar o desaprobar, y por ellas saber lo que creemos y creer lo que sabemos, y así con toda seguridad aceptar o rechazar cualquier mensaje. De lo contrario nuestra fe estará fundada solamente sobre incertidumbres, - sobre un cimiento arenoso, - cuyo fin será hallarnos sin esperanza a la "mano izquierda" del Maestro. Así que para que sea seguro hallarnos a la mano derecha, no fallemos en prestar oído diligente a la--Súplica del Espíritu Santo.

   “Tenemos también la palabra profética más segura, a la cual hacéis bien en conocer, estar atentos como una antorcha que alumbra en un lugar oscuro, hasta que el día esclarezca, y el lucero de la mañana salga en vuestros corazones: entendiendo primero esto, que ninguna profecía de la escritura es de interpretación privada." 2 Pedro.1:19,20    

  ¡Pero el clamor y argumento de la oposición, es no más profeta con profecías para este tiempo! Porque todos los profetas y la ley--"hasta Juan profetizaron."Mateo 11:13

  Si la cita anterior de las escrituras significa que no habría más profetas después de Juan, entonces no deberíamos tener ninguno desde aquel tiempo. Y si éste fuera el significado, entonces las Escrituras se contradicen ellas mismas, porque ella contiene evidencia de que mientras Cristo era el Hijo de Dios, El fue también "un profeta" Lucas 24:19. Y aunque Juan el Bautista nunca escribió una sola declaración de la profecía, él fue ratificado por Cristo como el más grande los profetas (Lucas 7:28). También Mateo, Marcos, y Lucas, bajo el Espíritu de Inspiración, escribieron concerniente a Cristo y su obra. Igualmente Juan, Pedro, y Pablo, y otros contemporáneamente con ellos, profetizaron correctamente de muchas cosas que vendrían. Y todos estos de acuerdo a la Escritura reciben el título de "Profetas".

  Jesús mismo testificó que el libro del Apocalipsis es una profecía, porque el ángel "que dio el registro de la palabra de Dios, y del testimonio de Jesucristo, y de todas las cosas que el vió", dice: "Bienaventurado el que lee, y los que oyen las palabras de esta profecía, y guardan las cosas en ella escritas; porque el tiempo está cerca." Apocalipsis 1:2-3. "Yo testifico a todo aquel que oye las palabras de la profecía de este libro: Si alguno añadiere a estas cosas, Dios traerá sobre él las plagas que están escritas en este libro." Apocalipsis 22:18.

   Ahora el hecho de que esta profecía fuera escrita casi un siglo después que Juan el Bautista fuera decapitado, es un hecho históricamente reconocido de que los profetas no cesaron con él. Así al mal interpretar Mateo 11:13 y hacer de Juan el último de los profetas, la oposición está intentando substituir el don de profecía en la era Cristiana, por interpretaciones "privadas" y "no inspiradas" de las Escrituras. Y al hacer esto, son conducidos ya sea a ignorar o explicar desubicadamente la irrefutable declaración de Pablo: "Y a unos puso Dios en la iglesia, primeramente apóstoles, luego profetas, lo tercero maestros, luego los que hacen milagros, después los que sanan, los que ayudan, los que administran, los que tienen don de lenguas" (1 Corintios 12:28)  que es completa evidencia que el segundo de los ocho dones para la iglesia en la era Cristiana, es profetas.

  ¡Mientras muchos de estos dones, especialmente los de lenguas y administración, han sido celosamente buscados desde entonces por las iglesias cristianas, el de profecía que fuera despreciado por los judíos, es totalmente rechazado por casi toda la Cristiandad! Así el espíritu que instigaba la matanza de los antiguos videntes por la mano de los lideres judíos, está hoy haciendo virtualmente la misma clase de obra destructiva a través de una oposición organizada.

  Mientras rendían alabanza y honor a los profetas que mataron sus antepasados, los judíos rechazaron a los profetas vivientes, trayendo sobre ellos mismos la penosa declaración del Maestro:

  "¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! Porque edificáis los sepulcros de los profetas, y adornáis los monumentos de los justos, y decís: Si hubiésemos vivido en los días de nuestros padres, no hubiéramos sido sus cómplices en la sangre de los profetas." Mateo 23:29-30.

  Los cristianos de hoy que rechazan el don de profecía en esta época, y también niegan que las Escrituras del Antiguo Testamento tienen una aplicación en la dispensación evangélica, están también rechazando a todos los profetas, mientras al mismo tiempo los reconocen como siervos de Dios. Así son los miembros de iglesia que continúan construyendo y adornando las tumbas de los profetas como lo hacían los judíos quienes alegaban creer en Moisés pero, al ser probados, fueron hallados mentirosos. De igual manera, la mayoría de los cristianos hoy profesan creer en toda la Biblia, y al mismo tiempo enseñan que todas las leyes y estatutos, todas las advertencias y condenaciones, se aplican solamente a los antiguos judíos, pero la gracia dicen ellos se aplica a la iglesia cristiana de hoy!.

  Hoy en día el así llamado don de lenguas que es un lenguaje confuso, y no es ya más bíblico de lo que es el domingo como día santificado "Sábado"; y el don de administración es degenerado a una institución de prerrogativas, formalidades, metas y similares, que en su degradado estado actual no son nada sino agencias que de hecho militan contra la Verdad y neutralizan la piedad de la iglesia. Bajo este estado de cosas, ¿lo mejor de los profesos cristianos de hoy pareciera que es ser peores que los judíos de ayer?.

  "Despierta, despierta", dice la Palabra, "suéltate las" hombre armado "ataduras de tu cuello, Oh cautiva hija de Sión." Isaías 52:2. "No apaguéis al Espíritu," ¡Oh iglesia de Dios! "No menospreciéis las profecías. Probadlo todo; retened lo bueno." 1 Tesaloniscenses 5:19-21.

  Que no se descuide por más tiempo el hecho de que el don de profetas está en segundo orden, y los dones de administración y diversidad de lenguas son los últimos. Esto demuestra a aquellos que desprecian el don de profecía y exaltan los dones de administración y lenguas, están manifiestamente tirando del carro por su parte trasera, y están yendo en la dirección equivocada. A ellos Cristo está diciendo: "No sabes que tu eres un cuitado, miserable, pobre, ciego y desnudo” Apocalipsis 3:17.

 

   Aquellos que por un lado sostienen que no hubo mas profetas después de Juan el Bautista, y por otra parte profesan creer en las Escrituras del Nuevo Testamento, que fue escrito después de la muerte de Juan, están ellos mismos en tinieblas, y están, por sus privadas (no inspiradas) interpretaciones de las Escrituras, atrayendo una nube de tinieblas donde quiera que ellos van. Pueda Dios tener misericordia de ellos.

  A la luz de estos hechos, la declaración de Jesús que "todos los profetas y la ley hasta Juan profetizaron," obviamente tiene un significado totalmente diferente de lo que ha sido enseñado por hombres no inspirados. Cuando esta es iluminada por el mismo Espíritu que la inspiró, la interpretación resulta libre de dificultades, revelando que Cristo separó a los profetas en una doble clasificación  aquellos hasta Juan y aquellos después de Juan.

  La historia sagrada muestra que los profetas en la primera división recibieron la Palabra directamente de Dios a través de su Espíritu. Ellos no estaban obligados a probar ninguna parte de sus profecías con los escritos de los profetas anteriores. Mientras que los profetas de la segunda división están designados por la unción del Espíritu para interpretar los escritos de los profetas de la primera división.

  Toda esta importante distinción y división muestra que las Escrituras del Antiguo Testamento contienen la luz de nuestra salvación para ambos períodos  Judío y Cristiano. Y cuando uno considera que el primer período es llamado la dispensación "típica", y el último la "antitípica," entonces con evidencia sobre evidencia concluimos que el evangelio del Nuevo Testamento está basado en el Evangelio del Antiguo revelado.

  Y ya que las Escrituras explican que la iglesia en todas las edades ha sido guiada a la verdad sólo a través del don de profecía, el Cristiano no tiene opción sino concluir que la voluntad de Dios y su plan para este tiempo es el mismo como en el pasado; o sea, que el conocimiento de la salvación sea impartido a través de los escritos de los profetas del Antiguo Testamento, mientras es interpretado por aquellos sobre quienes, el rollo es desenvuelto, impartiendo el mismo Espíritu por el cual El se movió sobre santos "hombres de Dios" "en el tiempo antiguo." 2 Pedro 1:21. "Porque yo el Señor no cambio; por esto, hijos de Jacob, no habéis sido consumidos." Malaquías 3:6.

  Dios quería siempre mantener al Cristianismo unificado a través de la Inspirada, verdad revelada, pero hombres no inspirados que no desean humillarse ni renunciar a sus interpretaciones privadas, ha dado el trágico resultado de una vergonzosa división y confusión de sectas.

  Tal anarquía de opiniones sobre las Escrituras, existe no solo entre una denominación y otra, sino también dentro de las filas de cada una de ellas, hace claro que ellos no están dirigidos por el Espíritu que Cristo envió para "guiar ... a toda verdad" para que todos los que creen en El puedan ser uno.

    Esta unión a través del Espíritu, está sólidamente enseñada en--La Oración de Cristo.

  "Para que todos sean uno; como tú, Oh Padre en mí, y yo en ti, que también ellos sean uno en nosotros; para que el mundo crea que tu me enviaste. La gloria que me diste, yo les he dado, para que sean uno, así como nosotros somos uno. Yo en ellos, y tu en mí, para que sean perfectos en unidad, para que el mundo conozca que tu me enviaste, y que los has amado a ellos como también a mi me has amado" Juan 17:21-23.

  Las incesantes especulaciones teológicas de las Escrituras, resultan en opiniones diversas y fábulas agradables, continúan incrementando confusión, disensiones y divisiones, las cuales aumentan los conflictos entre credos y sectas, cuando los Cristianos no debieran hacen nada sino demostrar al mundo por perfecta unidad que el Padre ha enviado al Hijo.

  Mostrando que El reconoce una sola denominación, Cristo dice: "También tengo otras ovejas que no son de este redil; aquellas también debo traer, y oirán mi voz; y habrá un rebaño, y un pastor" Juan 10:16. La desunión existente entre los Cristianos de hoy no es, por lo tanto, el deseo de Dios, sino--El Propósito predeterminado de Satanás.

 

  El así llamado mundo Cristiano de hoy e ha alejado tanto del ideal de Dios para su iglesia, que ha llegado al punto donde la oración de Cristo falla en romper su alucinación para que recobren el sentido de que en sus variadas creencias que consideran todas correctas están segura y positivamente equivocadas. Aquellos que no están afiliados con ninguna iglesia, (y por cuya conversión las iglesias afirman estar invirtiendo todo tiempo y medios posibles), miran con desprecio y burla esa alucinación e hipocresía. Tales Cristianos están solo complaciendo a Satanás y se engañan ellos mismos y a quienes los observan.

  Satanás es el líder de aquella marcha de tropas cuasi-Cristianas que desfilan como tontos ante el mundo, así que por medio de esa inconsciente insensatez él no solo arroja reproches sobre Cristo, sino que también hace que el mundo crea que el Padre no envió al Hijo. A menos que éstas desunidas tropas despierten de su condición, Satanás estará presto para arrojarlos de cabeza a la destrucción eterna. Esta eterna tragedia será atribuida solamente por despreciar el don del Espíritu de Profecía, los ojos de la iglesia (1 Samuel 9:9; Isaías 29:10), los cuales son los únicos que pueden ver para llevarlos a un estado de unidad, de unidad inquebrantable.

  Los pastores de las iglesias, es un intento por interpretar las Escrituras "privadamente" (sin el Espíritu Santo), han puesto bagazo ante las ovejas, y como resultado los rebaños han sido dejados solo para que se alimenten ellos mismos.

En Búsqueda de Algo Mejor

  Los Cristianos alimentados de bagazo, siendo desnutridos, son incapaces de juzgar correctamente. Algunos, por lo tanto, esperan obtener "algo mejor" de los que ellos consideran mas fieles; otros esperan recibir de aquellos a quienes consideran como los más eruditos Doctores en Divinidad; mientras que otros piensan buscar en esta o aquella denominación simplemente porque Papá o Mamá o alguna otra persona influyente o pariente pertenece a ella. Por esta tonta elección que no requiere ningún esfuerzo mental o una experiencia personal, ellos son, irónicamente, guiados otra vez al bagazo. Y el mundo no Cristiano, que siempre observa críticamente, se aleja disgustado de éstas u otras inconsistentes y tontas prácticas de la Cristiandad. Así los creyentes, en lugar de convertir a los incrédulos al Cristianismo, solo los hacen alejarse mas de éste.

  Y el que otros, también, estén conscientes de esta fatalidad, de ir instintivamente como ovejas, tras la campana, es obviamente demostrado en el hipotético caso de la familia vista en la satírica caricatura de un periódico--De la Pluma del "Redactor".

 

   "María va a la iglesia Bapterian  aunque ella es un miembro de la iglesia Prestian (la habían hecho unirse a la iglesia a la tierna edad de 10, antes que ella supiera realmente quien era Dios o el Diablo), pero ella asiste a la iglesia Bauteriana del otro día porque --su hermanastra es miembro allí. Juan va a la iglesia Catodista, porque la mayoría de sus clientes van allí. Jack va a la iglesia Campellana porque allí va su novia .... Patricia va a la iglesia Lutergacional porque su maestro enseña allí en la escuela Dominical. Beatriz va a la iglesia Bauteriana del otro día con su madre, porque ella no es lo suficientemente mayor aún para saber que es lo mejor". The Dallas Morning News, Diciembre 28, 1940.

  Aquellos que están honestamente buscando ser salvos a través de Cristo, deben "unirse" a El para convertirse por amor a la Verdad; y por la única manera que uno puede hacer esto, es dar alegremente la bienvenida a todos--Los Dones del Espíritu.

  "Y el Espíritu," dice Pablo del único que, a través de todos sus dones, puede unificar su iglesia, "constituyó, a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y maestros, a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo". Efesios 4:11-13. "El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias". Apocalipsis 3:22.

  Aunque el Espíritu de Dios ha hablado con certeza en estos términos, aún uno encuentra, por encuesta de la opinión general entre Cristianos, que--El "Espíritu de Profecía" es Virtualmente Rechazado.

  Una clase muy grande de profesos cristianos están realmente diciendo en sus corazones: Mientras creamos que hay un Dios y un Cristo, pertenezcamos a una iglesia, llevemos vidas honestas, y hagamos buenas obras cuando la oportunidad se presente, estamos camino a la Santa Ciudad. Y triste es decir, que esta vaga fatal y falsa esperanza es la misma en la denominación Adventista del Séptimo Día.

  También es triste que, aún cuando la denominación fue fundada por el don de profecía, estos miembros de hoy día - ministros y laicos igualmente - están constantemente cambiando entre ellos mismos sobre el don profético, justo como ellos cambian sobre otras materias en las Escrituras. Y entre aquellos quienes sostienen que los escritos de la Señora White son inspirados, la gran mayoría está ignorándolos y desobedeciéndolos, como aquellos que no profesan del todo ninguna fe en ellos.

 

 "La iglesia," dice ella, respecto a esta condición "está dejando de seguir a Cristo su Líder, y está volviéndose firmemente hacia Egipto. Sin embargo, son pocos los que se alarman y asombran por su falta de poder espiritual. La duda, y aun el descreimiento de los testimonios del Espíritu de Dios, leudan la iglesia por todos lados. Así lo prefiere Satanás. Los ministros que predican el yo en lugar de Cristo lo prefieren así. Los testimonios no se leen, ni se aprecian". Testimonios para la Iglesia, Volumen 5, página 201.

  ¡Aun así ambas clases en la iglesia insisten que ellos son buenos Adventistas del Séptimo Día! ¡Oh que exagerada ironía que cada terrible inconsistencia en materia sagrada ha oscurecido las mentes de los seres racionales! ¡Sí, que tragedia! especialmente cuando de necesidad es mayor que antes: como prevención contra éste mal--Las Escrituras Enseñan la Verdad de Distintas Maneras.

  Además de ser enseñado por el testimonio literal de los profetas, el evangelio es enseñado también por profecías figurativas. En nuestra inmediata consideración según las enseñanzas del Espíritu de Dios revela a los hombres Su Palabra escrita, nosotros debemos considerar no solo lo literal sino también lo figurativo de los testimonios de los profetas. Y como el cuarto capítulo de Zacarías es una declaración pictórica de la forma en que Dios revela Su Palabra, seremos enseñados además por una exposición de--El Modelo Figurativo de la Interpretación Inspirada.

 Zacarías 4.

"Volvió el ángel que hablaba conmigo, y me despertó, como un hombre que es despertado de su sueño. Y me dijo: ¿Qué ves? Y respondí: He mirado y he aquí un candelabro todo de oro, con un depósito encima, y sus siete lámparas encima del candelero, y siete tubos para las lamparas que están encima de él; Y junto a él dos olivos, el uno a la derecha del depósito y el otro a su izquierda. Proseguí y hablé, diciendo a aquel ángel que hablaba conmigo: ¿Qué es esto, señor mío? Y el ángel que hablaba conmigo respondió y dijo: ¿No sabes qué es esto? Y dije: No, señor mío. Entonces respondió y me habló diciendo: Esta es palabra del Señor a Zorobabel, que dice: No con ejército, ni con fuerza, sino con mi Espíritu, ha dicho el Señor de los ejércitos ...

"Hablé aún de nuevo, y le dije: ¿Qué significan las dos ramas de olivo que por medio de dos tubos de oro vierten de sí aceite como oro? Y me respondió diciendo: ¿No sabes qué es esto? Y dije: Señor mío, no. Y el dijo: Estos son los dos ungidos que están delante del Señor de toda la tierra". Zacarías 4:1-6, 12-14.

image

  Estableciendo el tiempo al cual apunta esta profecía figurativa, El Señor, hablando a través del profeta Hageo, quien profetizó al mismo tiempo que el profeta Zacarías, dice:

  "Y trastornaré el trono de los reinos, y destruiré la fuerza de los reinos de las naciones; trastornaré los carros y los que en ellos suben, y vendrán abajo los caballos y sus jinetes, cada cual por la espada de su hermano. En aquel día, dice el Señor de los ejércitos, te tomaré, oh Zorobabel hijo de Salatiel, siervo mío, dice el Señor, y te pondré como anillo de sellar; porque yo te escogí, dice el Señor de los ejércitos". Hageo 2:22-23.

  La profecía de Hageo cumpliéndose en el fin del mundo, cuando Dios está por trastornar los tronos y destruir los reinos de la tierra, muestra que Zorobabel, el siervo del Señor, es un tipo de sus siervos hoy, quien necesariamente, debe ser el antitípico "sello". Y además como la visión de Zacarías, nunca se ha entendido hasta ahora, ésta solo puede estar hablando directamente a nosotros en este tiempo. De acuerdo a, su ilustración de "La Palabra de Dios a Zorobabel" está profecía está por encontrar su cumplimiento hoy, debemos entonces prestar la mas eficaz atención a como--La Inspiración Explica el Simbolismo.

  

  "Esta es palabra del Señor a Zorobabel". Zacarías 4:6. El método que Dios usa ahora, en el tiempo del fin, para comunicarse con Zorobabel - los gobernantes y ministros de su pueblo - está establecido en el simbolismo. Así que descifraremos esto cuidadosamente símbolo por símbolo. Cuando entendamos el significado de los "olivos", el "candelero", la "copa de oro", y los "tubos", entonces los símbolos por sí mismos sin controversia explicarán como han de ser interpretadas las Escrituras, por las cuales Dios se comunica con sus siervos.

  Como todos los libros de la Biblia se encuentran y terminan en el Apocalipsis, el cual es un desenvolvimiento de las profecías, queremos llamar la atención del lector a un pasaje de éste, en el que Juan registra la función de estos dos olivos:

  "Y daré a mis dos testigos que profeticen por mil doscientos sesenta días, vestidos de silicio. Estos testigos son los dos olivos, y los dos candeleros que están en pie delante del Señor de toda la tierra". Apocalipsis 11:3-4.

  Estos olivos son llamados "testigos", "ungidos", "profetas". Ellos profetizarían vestidos de silicio por un lapso de cuarenta y dos meses. Este es un período equivalente al de Daniel 7:25 y Apocalipsis 12:14; que es, por "un tiempo y tiempos y medio tiempo": "un tiempo" - un año; "tiempos" - dos años; "medio tiempo" - medio año; cuarenta y dos meses en total. Este es equivalente también al de Apocalipsis 13:5, "cuarenta y dos meses"; y en Apocalipsis 12:6, "mil doscientos sesenta días". En cada caso, el tiempo, contando por la regla Bíblica de treinta días por mes, hacen un total de 1260 días.

  Cuando calculamos en tiempo literal, de acuerdo a Ezequiel 4:6, estos 1260 días proféticos son equivalentes a 1260 años. Procediendo sobre el bien establecido hecho (véase La Vara del Pastor, Volumen 2, páginas 126-139) que este período de tiempo profético de 1260 años es desde 538 D.C. a 1798 D.C.,  nosotros llegamos a la consecuente conclusión de lo sea o quien sea que haya profetizado "vestido de silicio" durante éste período, está simbolizado por estos "dos olivos".

  El hecho de que nada sino la Biblia misma profetizó por un período que duró 1260 años, - la Edad Oscura de la religión -, automáticamente muestra que los "dos olivos", de los cuales el ángel dice que es la Palabra de Dios (Zacarías 4:6), son figurativos de las Escrituras del Antiguo y Nuevo Testamento profetizando "vestidos de silicio". En otras palabras, ellos mismos permitieron una auto-humillación viviendo escondidos y abandonados como fuente de estudio, aunque tenían el poder para devorar a "sus enemigos", y aún "cerrar el cielo para que no llueva".

 

 Y de estos dos olivos (Testamentos) como Zacarías dice, el aceite dorado fluye a través de los "dos tubos de oro", los cuales se vacían ellos mismos dentro de la "copa de oro". Entonces de la copa, los "siete tubos", en cambio suplen el "candelero de oro" con el "aceite dorado".

  Como los dos olivos representan al Antiguo y Nuevo Testamento de las Escrituras, naturalmente el aceite dorado fluyendo de éstos representa "La Palabra de Dios" en la dispensación Cristiana, no viniendo directamente del cielo, sino directamente de la Biblia.

  Descifrando el siguiente significado del candelero, Cristo (revelando el misterio que le mostró a Juan), dice: "Las siete estrellas son los siete ángeles de las siete iglesias, y los siete candeleros que has visto son las siete iglesias". Apocalipsis 1:20.

  En esta breve explicación, Cristo nos dice que las siete iglesias están representadas por los siete candeleros, estableciendo así la verdad que un candelero es símbolo de la iglesia - la luz del mundo (Mateo 5:14).

  La primera parte de Apocalipsis 1:20, que ya citamos, hace claro hay un ángel atendiendo a cada candelero, y que Juan fue instruido a escribir, no a los candeleros, sino a los ángeles que están a cargo de ellos. Así las palabras, "escribe al ángel de Laodicea" (Apocalipsis 3:14), hace claro que es el ángel quien es "cuitado, miserable, pobre, ciego y desnudo".

  Esta condenación muestra en conclusión que el ángel no es un ser celestial, sino meramente una figura de un guardián terrenal a quien encargado la iglesia (candelero). Su deber, como el simbolismo lo revela, es suplir el candelero con aceite, y guardar que esté limpio y ardiendo - dando luz. Consecuentemente, el candelero por si mismo simboliza la membresía excluida del liderazgo.

  Aunque en la visión de Zacarías, los ministros están representados, no por los siete ángeles, sino por los siete "tubos". Ellos toman el aceite de la copa, y alimentan al candelero.

  Claramente, entonces, la copa en la cual el aceite dorado es vertido, simboliza el almacén de la Verdad Presente - la Palabra interpretada. El único "almacén" que contiene comentarios inspirados de ambos Testamentos son los libros del Espíritu de Profecía. Ellos, por lo tanto, son la "copa de oro". El simbolismo definitivamente demuestra que de ellos los ministros deben, para suplir a la iglesia, obtener la verdad que da luz, de manera que pueda brillar en este oscuro mundo, trayendo a la luz a "todo hombre" que aborrece las tinieblas.

  Los dos tubos a través de los cuales el aceite es depositado dentro de la copa, solo puede representar los canales (profetas) a través de quienes el aceite es transferido de la Biblia a la copa, en el período durante el cual ambos olivos (Antiguo y Nuevo Testamento) viven - la era Cristiana. 

  Permítase el lector mirar la ilustración en la página 18, y el verá la imposibilidad de las lámparas (la membresía de la iglesia) y de los tubos (ministros) para extraer por si mismos el aceite directamente de los olivos. La interpretación de las Escrituras, por lo tanto, siendo confiada a los dos tubos (profetas) en la era Cristiana, muestra que "ninguna profecía de las Escrituras es de interpretación privada," sino es de inspiración solamente.

Ahora, para arraigar por siempre en nuestras mentes la verdad de todo este importante tema, veamos un--Resumen de Zacarías 4.

  La unidad de este simbolismo, habiendo demostrado que la Biblia puede ser correctamente interpretada únicamente por el Espíritu que la dictó, muestra que la iglesia puede ser dirigida a toda verdad solo por este método controlado por el Espíritu: a través de los intérpretes (los dos tubos de oro), quienes son los únicos que están calificados y habilitados para traer comida a su tiempo (aceite dorado) de las Escrituras (los olivos) al almacén (copa de oro) de la Verdad Presente; y pasar a través de los ministros (siete tubos), quienes sólo han de pasar el aceite de la copa a la iglesia (candelero), para que pueda iluminar con la luz de vida a este nuestro oscuro y agonizante mundo.

  Aquí en esta pictórica lección Dios está sin equivocación enseñando que El controla las Escrituras y que El las revela cuando surge una necesidad, justo como José controlaba todo el grano en las bodegas del antiguo Egipto, administrándolo en el tiempo de hambre. Y como solo a través de él podían los Israelitas, además de los Egipcios, obtener el grano en tiempo de necesidad, de igual manera sólo de Cristo, el Rey, a través de sus instrumentos llenos del Espíritu - Joséses (sus especialmente designados intérpretes de los sueños y las visiones que contiene la Biblia, ya sea para reprender e iluminar la iglesia o para advertir a los Gentiles) - podemos obtener el "aceite" el cual Dios ha colocado en la Biblia.

  Revelando a través del simbolismo de Zacarías el método inspirado de interpretación de las Escrituras, Dios ha prescrito gráficamente, para los variados males religiosos de hoy día--El Remedio Específico del Cielo.

  Las graves epidemias espirituales que afligen ahora a la iglesia Cristiana, son causadas en gran parte por los Cristianos que inconscientemente luchan, tergiversan, y pervierten las Escrituras. Esta práctica, el Diablo la ha engendrado y alimentado con el propósito de arrancar la Verdad Presente, destruir la fe en las Escrituras,engañar almas, e incrementar infidelidad, esperando por medio de eso apartar a la raza humana del conocimiento del único Dios viviente y verdadero, y finalmente cortarla de la faz de la tierra.

  Hermano, Hermana, sobre cada uno de nosotros en estos momentos cae precisamente la responsabilidad de decidir si escogeremos seguir a los profetas de Dios en ambos períodos del Antiguo y Nuevo Testamento, o unirnos a los adversarios de Dios que defienden las interpretaciones no inspiradas de las Escrituras, y quienes junto con todos sus simpatizantes, si continúan en sus caminos malignos, vendrán a ser culpables, con los Judíos, de derramar la sangre de los profetas.

  Estas solemnes consideraciones impulsarán a todos los que son honestos con ellos mismos y con Dios, a actuar en conformidad con la solemne verdad que El revela las verdades como El escoja. Ellos te guiarán a tomar la vía de Dios para tu refugio, y de este modo escapar a la tormenta que se forma rápidamente, que está próxima a estallar en toda su temible furia sobre el pecado y el pecador.

  Anticipando la oscura bruma de confusión que los hombres hoy están arrojando sobre la Biblia, y su amplia desviación de las sencillas sendas de las Escrituras, como resultado de su total rechazo del don de profecía, Dios está por lo tanto moralmente obligado a pronunciar en su Palabra escrita alguna clase de aviso profético de este gran mal y sus consecuencias, justo como El hizo referente a las fatales calamidades las cuales cayeron sobre su antiguo pueblo, y referente a su posterior destino.

  Para demostrar esto, permítanos ahora, con referencia especial al don de profecía (su deber, y su relación a los ministros además de los laicos en el período del Nuevo Testamento), examinar como--La Lechería Universal capacita a sus clientes para rechazar lo malo y escoger lo bueno.

"Por lo tanto, el Señor mismo os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y dará a luz un hijo, y llamará su nombre Enmanuel. Comerá mantequilla y miel, hasta que sepa desechar lo malo y escoger lo bueno". Isaías 7:14-15.

  Está entendido que el niño, proféticamente hablando, es Cristo. Y de acuerdo a estos versos, a El le fue prescrita una dieta especial, como a Juan el Bautista (Lucas 1:15; Mateo 3:4). Aunque no se registra que la dieta de Cristo fue siempre "miel y mantequilla" literal. Si hay, sin embargo, registro de que el comía de toda comida santificada que era comúnmente usada por los Judíos en Su tiempo. Y "Vino Juan", dice Cristo, "que ni comía ni bebía, y dice: Demonio tiene". Mateo 11:18. De esta manera sobre la palabra del Señor mismo, Juan no comía todas las cosas que los Judíos comían. De hecho, el vivía de "langostas y miel silvestre". Marcos 1:6. Sin embargo, los Judíos le encontraron falta, y lo acusaron de ser fanático y demente.

  Por otra parte, "El Hijo del hombre", dice el Señor mismo, "viene comiendo y bebiendo, y ellos dicen, He aquí es un hombre comilón, y bebedor de vino, un amigo de publicanos y pecadores". Mateo 11:19. En estas palabras, mostrando que el comía de todo lo permitido que ponían delante de El, Cristo hizo claro que El no limitó su dieta literalmente a--Mantequilla y Miel.

  Como ya dijimos, no hay registro que muestre que Jesús comió mantequilla y miel literalmente. Pero como la declaración del profeta debe ser correcta, la única conclusión posible es que "mantequilla y miel" son simbólicos de algo que Cristo usaba libremente, y el cual lo hizo sabio y capaz para discernir entre lo bueno y lo malo. Y en tanto más, como esos dos artículos de comida -mantequilla y miel- nunca pueden por sí mismo capacitar a alguien para conocer la diferencia entre el bien y el mal, por lo tanto es doblemente establecido que ellos son simbólicos. Y por supuesto con esta certeza surge la pregunta--¿Por qué son ellos simbólicos?.

  La única vía para descubrir que representan la mantequilla y miel, es determinar que capacitó para Jesús a diferenciar entre lo bueno y lo malo, y escoger uno y rechazar el otro - la razón por la que El comió de ellos.

 

 El Salvador venció el poder del mal siendo interpretando las Escrituras por inspiración,que lo capacitaron para decir: "Escrito está". Esto revela que la "mantequilla y miel," que le dieron poder para "rechazar lo malo" y "escoger lo bueno", son símbolo de las Escrituras. Así cuando el dice, "Yo tengo una comida que comer, que vosotros no sabéis". (Juan 4:32), El debía estarse refiriendo a la "mantequilla y miel" de Isaías.

"Acontecerá en aquel tiempo, que criará un hombre una vaca joven y dos ovejas; y a causa de la abundancia de leche que darán, comerá mantequilla; ciertamente mantequilla y miel comerá el que quede en medio de la tierra". Isaías 7:21-22.

Ya que la "mantequilla y miel" del verso 15 están obviamente intentando proveer la llave de la interpretación para la "mantequilla y miel" del verso 22, claramente, entonces, la "mantequilla y miel" de ambos versículos representan la Palabra de Dios. Y por consecutiva y natural conexión con la mantequilla, nuestra próxima dirección es encontrar el significado de--La Vaca Joven y las Dos Ovejas.

Como la mantequilla es derivada de la leche, y como la leche de la cual esta "mantequilla" espiritual es hecha, viene de las "dos ovejas" y la "vaca joven", aquí la verdad fluye clara que estas tres criaturas productoras de leche simbolizan tres diferentes fuentes de donde la Palabra de Dios (mantequilla) es obtenida. La vaca es joven; las ovejas no lo son. Por consiguiente, la fuente de la mantequilla, la Palabra de Dios, representada por la vaca joven, es de origen más reciente que la fuente representada por las dos ovejas. Este par de la misma clase, por lo tanto, solo pueden representar las Escrituras del Antiguo y Nuevo Testamento; mientras la vaca, siendo mas grande y joven que las ovejas, representa sagrados volúmenes correspondiente a grandes proporciones de origen posterior a la Biblia. Estos volúmenes manifiestamente son los escritos del "Espíritu de Profecía" en los últimos días (Apocalipsis 19:10), los cuales capacitan a sus beneficiados para "rechazar lo malo, y escoger lo bueno", y lo cual les trae--La Miel.

  La clave de la interpretación para esta "miel" está fundada en Apocalipsis 10:10. "Y entonces tomé el librito", dice Juan, "de la mano del ángel, y lo comí; y era dulce en mi boca como la miel, pero cuando lo hube comido, amargó mi vientre". Esta dulzura de la miel (explicada en detalle en nuestro Tratado N° 5, La Advertencia Final), representa el gozo que vino a los creyentes en el tiempo de Guillermo Miller, a través de su fe incondicional que el Señor vendría en el otoño de 1843 D.C. para llevárselos a sus hogares en "la tierra que está lejos", donde sus ojos "verán al Rey en su hermosura". Isaías 33:17. Pero como los días pasaron, y el esperado evento falló en hacerse visible, entonces el abrumador chasco, como representado por el librito que se tornó "amargo", vino a cada uno quien, en honesta expectativa, anhelosamente anticipaba éste tan largo y esperado viaje a través del estrellado cielo a la ciudad "con fundamento" - la Capital de la tierra hecha nueva.

  La dulzura de la miel de Apocalipsis 10:10, que representa el gran gozo resultante del festín en la Palabra de Dios, automáticamente imparte a la "miel" de Isaías 7:22 el significado de gozo que vendrá a todos quienes se acerquen a comer la "mantequilla" tanto de la "vaca" como de las "ovejas", que ahora viene "fresca". Unicamente aquellos quienes hacen esto, serán dejados "en medio de la tierra".

  Esta cordial invitación a comer "mantequilla y miel" espiritual, hasta ahora nunca igualadas en cantidad y calidad, está especialmente extendida a aquellos inclinados a dudar. Acepta esta invitación sin precedentes, mi hermano, y te convencerás tu mismo de la sinceridad y juicio que inspira nuestra súplica, y te darás cuenta en la primera probada que el producto de estas nobles criaturas, es todo lo que tú necesitas no solo para conservarte vivo y sano sino también en gozo y paz "de aquí en adelante" y para siempre! Y aunque haya una innumerable multitud para ser alimentada, no necesitas temer que la comida se agote, porque la Lechería Universal tiene--Un Mundo produciendo Mantequilla.

 

 Estas nobles criaturas producen tal volumen de leche que nosotros estamos obligados y capacitados   a separar y distribuir únicamente la crema. La leche nosotros la preservamos. Esto plenamente indica que al ser bendecidos con tal abundancia de verdad (leche), todo lo que podemos hacer es enviar la mejor calidad - la mantequilla o crema. Nunca antes se ha acumulado tal cantidad de verdad revelada que en sí misma hoy es inagotable, esto completa la evidencia de que ésta interpretación de profecía es correcta, y que La Vara del Pastor, la cual contiene la verdad para este tiempo, ha provocado que de--La Tierra fluya "Leche y Miel".

  Cuando Dios prometió conducir al antiguo Israel hacia la tierra "que fluye leche y miel", tal condición no se obtuvo literalmente en Canaán; así que la expresión solo podía haber sido una metáfora entonces, encontrando su cumplimiento en el hecho de que allí los profetas profetizaron y escribieron las Escrituras, inundando así la tierra con "leche y miel" - verdad y gozo.

  ¿Por qué permanecer hambrientos, mis hermanos, habiendo a la mano tan ilimitado suministro de comida espiritual? Sí tu apetito no ha sido suficientemente saciado, entonces ven, y come de esta fresca "mantequilla y miel". "Ven, compra vino y leche sin dinero y sin precio". Isaías 55:1. Pero sí, quizás, has perdido tu apetito y gusto por la verdad, llama entonces a nuestros agentes distribuidores. Sus servicios son libres de cargo y sin obligación, con satisfacción garantizada y gratificantes

  ¿Por qué permanecer hambrientos, mis hermanos, habiendo a la mano tan ilimitado suministro de comida espiritual? Sí tu apetito no ha sido suficientemente saciado, entonces ven, y come de esta fresca "mantequilla y miel". "Ven, compra vino y leche sin dinero y sin precio". Isaías 55:1. Pero sí, quizás, has perdido tu apetito y gusto por la verdad, llama entonces a nuestros agentes distribuidores. Sus servicios son libres de cargo y sin obligación, con satisfacción garantizada y gratificantes resultados. No seas como aquellos quienes aún presumen de que tienen toda la verdad, y "necesidad de nada". La razón por la cual Dios ha enviado y aún está mandando semejante almacén de "comida a su tiempo" es para demostrar que en lugar de tener "necesidad de nada", ellos tienen necesidad de todo, y que sus abominaciones y miseria espiritual han causado que el abandone y deje--Su Viña Desolada.

  "Acontecerá en aquel tiempo, que el lugar donde había mil vides que valían mil ciclos de plata, será para espinos y cardos". Isaías 7:23.

  El hecho de que esta viña (figurativa de la iglesia - Isaías 5:7), en donde cada vid tuvo un valor de "un ciclo de plata", ha venido a ser un lugar "para espinos y cardos", muestra que su Señor la ha dejado desolada, una condición tipo la cual Cristo proyecta más completamente en las siguientes palabras:

"¡Jerusalén, Jerusalén, que matas a los profetas, y apedreas a los que te son enviados! ¡Cuantas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta sus polluelos debajo de las alas, y no quisisteis! He aquí vuestra casa os es dejada desierta" (Mateo 23:37-38) - o sea, que ha llegado a ser un lugar de donde la presencia y gloria divina se han apartado.

  La integridad y perpetuidad del Espíritu de Profecía ahora siendo incuestionable, nos compele moralmente para introducir el propio testimonio de Cristo concerniente a la condición espiritual de la denominación Adventista del Séptimo Día como está registrada en el Espíritu de Profecía:

  "¿No puedes ver como ellos han pretenciosamente cubierto su contaminación y putrefacción de carácter? '¿Cómo la ciudad fiel ha llegado a ser una ramera?' ¡La casa de mi Padre es hecha casa de mercadería, un lugar donde la presencia y la gloria divina se han apartado! Por esta causa hay debilidad, y su fuerza es escasa". Testimonios para la Iglesia, Volumen 8, página 261.

  La visión de Isaías corrobora perfectamente la cita anterior de los testimonios: ambos profetas posiblemente no podrían, excepto por el mismo Espíritu, poner la misma condición con tan absoluta fidelidad de hechos. Así por las Escrituras y por lógica somos llevados a la cima de la evidencia y convicción de que la Sra. White fue inspirada por el mismo Espíritu como lo fue Isaías.

  El notable hecho de que ambos profetas (Isaías y la Sra. White) concuerdan en la exacta condición de la iglesia de hoy, da doble coincidencia en la denuncia que la "casa de Dios" ha no solo llegado a ser casa de mercaderes y guarida de ladrones sino también--Un Lugar donde se echa fuera a los Santos.

  "Con saetas y arcos irán allá, porque toda la tierra será espinos y cardos". Versículo 24. En otras palabras, la viña ha venido ha ser desolada, y así invadida con bestias salvajes (hombres inconversos), que si un santo entrara dentro de esta, debe llevar con él "saetas" y "arcos" (La Palabra de Dios) para protegerse (Hebreos 4:12).

  "Mas su arco se mantuvo poderoso, Y los brazos de sus manos se fortalecieron Por las Manos del Fuerte de Jacob (por el nombre del Pastor, La Roca de Israel)". Génesis 49:24. "Se descubrió enteramente su arco; .... fueron palabra segura". Habacuc 3:9.

  Por lo tanto, la iglesia en lugar de ser un refugio, que ofrezca salvación para el pueblo de Dios, ésta ha llegado a ser guarida de ladrones y un lugar para cubrir pecadores. Pero tan pronto como uno presta atención a las amonestaciones del Señor en contra de las abominaciones, y se identifica como un reformador, las bestias salvajes (los inconversos en la iglesia) están siempre listos ya sea para devorarlo, como ellos intentaron devorar a Pablo (1 Corintios 15:32), o arrojarlo fuera de las reuniones de la iglesia!. Aquí, cualquiera podría ver de inmediato porque los que son responsables por las abominaciones están a voz en cuello despreciando la doctrina de una iglesia pura.

 

  No debe sorprendernos la oposición que los siervos de Dios están recibiendo de los hombres de conocimiento y posición, porque siempre ha sido así; y ahora, como en la edad antigua, la presentación de una verdad que reprueba los pecados y corrige los errores excita oposición. "Porque todo aquel que hace lo malo", dice el Señor, "aborrece la luz y no viene a la luz, para que sus obras no sean reprendidas". Juan 3:20.

  Como hombres que comprenden que no pueden, por las Escrituras, mantener su posición, determinan vindicarla a cualquier costo, y como último recurso de su causa perdida ellos buscan agradar ciertas personalidades, atacando los caracteres y los motivos de aquellos quienes cruzan sus senderos con verdad impopular. Tal autojustificación es el mismo mecanismo tradicional de defensa al que se ha recurrido en todas las edades.

  "Elías fue acusado de turbar a Israel, Jeremías lo fue de traidor, y San Pablo de profanador del templo. Desde entonces hasta ahora, los que quisieron ser leales a la verdad fueron denunciados como sediciosos, herejes y cismáticos. Multitudes que son demasiado descreídas para aceptar la palabra segura de la profecía, aceptarán con ilimitada credulidad la acusación dirigida contra los que se atreven a reprobar los pecados de moda. Esta tendencia irá desarrollándose más y más". El Conflicto de los Siglos, páginas  511-512.

 

  "Aquellos que diferían en sus opiniones de las doctrinas establecidas han sido encarcelados, torturados y muertos, a instigación de hombres que aseveraban estar obrando bajo la sanción de Cristo. Pero es el espíritu de Satanás y no el de Cristo el que inspira tales actos. Es el mismo método que usa Satanás para conquistar el mundo. Dios ha sido falsamente representado por la iglesia a causa de la forma de tratar con aquellos que se suponía eran herejes". Palabras de Vida del Gran Maestro, página 74.

  "Oíd palabra del Señor, vosotros los que tembláis a su palabra: vuestros hermanos que os aborrecen y os echan fuera por causa de mi nombre, dijeron: el Señor sea glorificado. Pero él se mostrará para alegría vuestra, y ellos serán confundidos". Isaías 66:5.

  Y ahora por esto, ¿deberíamos nosotros quienes tenemos la luz de la Verdad traicionar nuestra fidelidad y rehuir a nuestras responsabilidades? "A los siervos de Dios en nuestros días se dirige la orden: '¡Alza tu voz como trompeta! ¡anuncia a mi pueblo su rebelión, a la casa de Jacob su pecado!'

  En la medida de sus oportunidades, pesa sobre todo aquel que recibió la verdad la misma solemne y terrible responsabilidad que pesará sobre el profeta a quien el Señor dijo: 'Hijo del hombre, yo te he puesto por atalaya en la casa de Israel; por tanto, oirás de mi boca la palabra, y les amonestarás de mi parte. Cuando yo diga al inicuo: ¡Oh hombre inicuo, ciertamente morirás! Si tú no hablas para amonestar al inicuo de su camino, él, siendo inicuo, en su iniquidad morirá; más su sangre yo la demandaré de tu mano. Pero cuando tú hubieres amonestado al inicuo de su camino, para que se vuelva de él, si no volviere de su camino, por su culpa morirá; mas tú has librado tu alma.' (Ezequiel 33:7-9). -

  El gran obstáculo que se opone a la aceptación y a la proclamación de la verdad, es la circunstancia de que ella acarrea inconvenientes y oprobio. Este es el único argumento contra la verdad que sus defensores no han podido nunca refutar. Pero esto no arredra a los verdaderos siervos de Cristo. Ellos no esperan hasta que la verdad se haga popular. Convencidos como lo están de su deber, aceptan resueltamente la cruz, confiados con el apóstol Pablo en que 'lo momentáneo y leve de nuestra tribulación, nos obra un sobremanera alto y eterno peso de gloria,' 'teniendo - como antaño Moisés - por mayores riquezas el vituperio de Cristo que los tesoros de los Egipcios.' (2 Corintios 4:17; Hebreos 11:26)". El Conflicto de los Siglos, página 512-513.

  Por esta deplorable condición, Dios ahora comisiona a sus mensajeros a ir con sus "arcos" y "saetas", y ocupar fielmente sus puestos de deber--Hasta que la Viña sea completamente restaurada.

"Y a todos los montes que se cavaban con azada, no llegarán allá por el temor de los espinos y de los cardos". Isaías 7:25, primera parte.

 

  Es decir, aunque la viña entera ha venido a ser llena de "espinos y cardos", Dios no la ha abandonado para siempre, pero la excavará con un azadón, arrancará los espinos y cardos, y plantará otra vez las vides escogidas, porque sobre ésta "El concederá su suprema mirada". Testimonios para los Ministros, página 15. Y después de que El ejecute este trabajo, "el temor de los espinos y cardos" "no llegará allá". O, literalmente hablando, durante la purificación de la iglesia, Dios se vengará tomando los malvados de entre el pueblo de Dios, y después les prohibirá la entrada y preservará su iglesia pura para siempre jamás, sin temor de que estos vengan a contaminarla de nuevo. De esta manera arrancando absolutamente las espinas y cardos (los malvados), El previene aún que el temor de ellos regrese.

  La visión de Isaías claramente está enfocada en nuestro tiempo, porque los pecadores siempre han estado en la iglesia y continuarán estando allí hasta la purificación final, la cual está próxima a tomar lugar, y que, de acuerdo a las Escrituras, es el comienzo de llegar a ser--Como la Semilla de Mostaza.

"No llegarán allá por el temor de los espinos y cardos, sino que será para pasto de bueyes y para ser hollados de los ganados". Isaías 7:25, última parte.

 

   Que la viña sea cavada con el azadón significa que el principio del trabajo de reforma progresará lentamente y que esta requerirá dura labor, pero cada "colina" o iglesia local siendocavada llegará a ser un lugar "para el envío adelantado de los bueyes". En resumen, en este tiempo en particular él estará enviando misioneros a su abandonada viña (iglesia) en lugar de al mundo Gentil.

  Aún cuando la obra también tendrá un comienzo o como de un pequeño y duro azadón, este ganará velocidad y pasará del estado de azadón a un estado de arado con bueyes - el estado en el cual verán todos los creyentes de la Verdad Presente (excepto el "ganado pequeño") yendo unidamente adelante a cavar o arar otras "colinas" hasta que todos los espinos y cardos sean desarraigados en toda la tierra, la tierra rota, y la viña serán restauradas aún más allá de su excelencia original. Así restaurado, este será un lugar no solo "para el envío adelantado de los bueyes", misioneros, sino también para la--"Holladura del ganado pequeño".

  Ambos términos "holladura" y "ganado pequeño" tienen dos significados. "Holladura" significa caminar a lo largo de y pisotear algo con los pies. "Ganado pequeño" significa ganado joven e inferior. Por lo tanto la frase "para la holladura del ganado pequeño," tomándolo a la luz del primer significado, respectivamente, de cada uno de los dos términos, debe referirse a los niños y a los recién venidos a la verdad, quienes puedan quedarse, "hollando", las recién cavadas colinas. Tomándolo en la luz del segundo significado de cada uno de los términos, estos deben referirse al empuje o pisoteo, "holladura"del terreno, de todos los inconversos que pudieran intentar entrar a la viña. De esta última clase, Zacarías dice: "Y acontecerá que cuando alguno profetizare aún, le dirán su padre y su madre que lo engendraron: No vivirás, porque has hablado mentira en el nombre del Señor; y su padre y su madre que lo engendraron le traspasarán cuando profetizare". Zacarías 13:3.

  La aplicación directa de la escritura, como sea, es para el último par de significados, y solo obtenemos una idea secundaria de los primeros pares de significados.

Este enfoque final de la viña obliga a los hombres a escoger ya sea un glorioso futuro o un final vergonzoso. Nuestra esperanza es que cada uno--Escoja el Glorioso Futuro.

  Porque cuando El finalmente restaure su viña, El Señor nunca más la desolará o permitirá que ésta sea contaminada con "espinos y cardos," el gozo del hombre deberá ser ilimitado, haciéndole alabar a Dios de día y de noche por su amor que nunca falla!. Todavía más cautivante es el pensamiento que una multitud está ahora pasando de un estado mortal a uno de inmortalidad - que nunca experimentarán el inconsciente estado de la muerte! Ojalá pueda este llamado sacudir a todo lector de su largo sueño (Mateo 25:5), y lo urja a luchar como nunca antes por el "sello" del Dios viviente (Ezequiel 9:4).

  "Despierta, despierta", ruega la Voz de Amor, "vístete de poder, oh Sión; vístete tu ropa hermosa, oh Jerusalén, ciudad santa; porque nunca más vendrá a ti incircunciso ni inmundo". Isaías 52:1.

  Mis hermanos, sed de la clase de las cinco vírgenes sabias, y obtened para vosotros mismos de este aceite extra ahora mismo, antes que vuestras lámparas se apaguen y la puerta se cierre para siempre (Mateo 25:10). "Unge tus ojos con colirio, para que veas". Apocalipsis 3:18. Gemir y clamar por las abominaciones que se hacen en la iglesia (Ezequiel 9:4), para que podáis probar si sois digno de llevar el mensaje a ella. Y luego tu tienes que clamar, "Celebra, oh Judá tus fiestas, cumple tus votos; porque nunca más volverá a pasar por ti el malvado; pereció del todo". (Nahum 1:15, última parte), esto será dicho de ti, "He aquí sobre los montes los pies del que trae buenas nuevas, del que anuncia la paz". (Nahum 1:15, primera parte), y tu--Obtendrás gracia a través de la “Mantequilla y Miel".

  "Ciertamente mantequilla y miel comerá el que quede en medio de la tierra". Isaías 7:22.

  ¡Oh que conmovedora promesa para el alma! ¿Por qué deberías tu perecer cuando vuestro Padre Celestial está preparando tal oferta? Cree completamente en el Espíritu de Profecía y vive para siempre. "... creed en sus profetas, y seréis prosperados". 2 Crónicas 20:20.

  ¿Tu todavía no has descubierto que, ya sea que estemos en el tiempo antiguo o moderno, todas las verdades de la Biblia que los hombres siempre han conocido, tienen que venir solo a través del canal inspirado - el Espíritu de Profecía? ¿Cómo, entonces, mis hermanos, pueden continuar rechazando ésta cordial invitación? Ven, come hasta saciarte de "mantequilla y miel," solo con una probada comenzarás en el camino a recuperarte de vuestra miserable condición laodiscense.

  Aunque la iglesia es ahora "tibia" (satisfecha) en su "triste decepción," todavía si ella deja que esta oportunidad presente se les vaya de las manos, el día vendrá cuando cada miembro crujirá sus dientes en el tormento de indescriptible dolor. Sí, y todos los que niegan las escrituras del Antiguo y Nuevo Testamento, o el Espíritu de Profecía, o los tres, y quien, por permanecer en consecuente ignorancia, no cumpla con los requerimientos de la verdad, no será "dejado", porque perecerá.

  Si Cristo, el Creador del universo (Juan 1:3, Hebreos 1:2), se humilló a sí mismo creyendo en todos los escritos de los profetas, entonces ¿por qué no los hombres? ¿Son ellos más grandes que El? ¿Estarás entre aquellos a quienes El les dice, "¡Oh insensatos, y tardos de corazón para creer todo lo que los profetas han dicho!"? Lucas 24:25.

 

   Si Cristo mismo comió "mantequilla y miel" a fin de "rechazar lo malo, y escoger lo bueno," como, entonces, ¿puedes tu esperar aprender que es correcto y que es erróneo si cerráis vuestros ojos para no ver y vuestros oídos para no oír, y quedar en completa ignorancia de su voluntad? Sin comer Su "mantequilla y miel", ¿no sería vuestra justicia como "trapo de inmundicia" de justicia propia (Isaías 64:6)?.

  Vengan, mis hermanos, mientras aquí hay abundancia de mantequilla para tu mantenimiento, miel para hacerte alegrar, y una "copa de oro" llena de "aceite" para hacerte "brillar". ¿Por qué languidecer tanto tiempo en las tinieblas, mal nutrido de bagazo, cuando Dios te ofrece hacerte amigo de su "vaca joven" y sus "dos ovejas"? Después de todo, necesitas para tu propio bien, no para el de ellos, alimentarte con su mantequilla. Así que ven compra ésta, porque, dice el Señor--"Un hombre las apacentará".

  Aquí el Señor nos dice que el ordeño de las dos ovejas y la vaca joven (el desenvolvimiento del rollo enviado del cielo) no es encomendado a todos, sino a "un hombre" (profeta). Esto significa que el único a través de quien la luz es revelada, alimenta estas fuentes de suministro despertando el interés general en ellos, así manteniéndolas vivas y produciendo. Y todo aquel que quede en la tierra, debe darle su firme patrocinio y estar alerta, por supuesto, interesando a otros con el producto que da vida permanente.

 

  Sabiendo que algunos negarían las Escrituras del Antiguo y Nuevo Testamento quedudarían todavía del Espíritu de Profecía, Dios por lo tanto llama la atención a los tres registros. Las figuras, "una vaca joven y dos ovejas," únicos en capacidad de producir leche, hace claro que sus productos pueden sustentar la vida eternamente, y que al "hombre" que las cría, habrán de ir los santos por su mantequilla. Entonces ellos sabrán la diferencia entre--El Espíritu de Profecía y Sus falsificadores.

  Uno podría decir, "Sí, Yo creo en el Espíritu de Profecía, pero no como tu lo haces". Aún si lo que el cree del Espíritu de Profecía no lo hace "guardar los mandamientos de Dios" y conocer que el testimonio de Jesucristo es el siempre activo Espíritu de Profecía (Apocalipsis 12:17; 19:10), entonces debiera mejor abandonar aquello y aceptar lo siguiente; porque "el que dice, yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es un mentiroso, y la verdad no está en él". 1 Juan 2:4. Además el Señor dice: "Porque cualquiera que guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos". Santiago 2:10. "Bienaventurados los que guardan sus mandamientos, … para entrar por las puertas de la ciudad". Apocalipsis 22:14 (en inglés).

 

   Aún más, si es verdad lo que tal persona cree ser Espíritu de Profecía, entonces éste debería tener ya reveladas las verdades aquí desenvueltas. De ésta manera el deberíaconfirmar y exaltar lo que el cree como hacemos nosotros con lo que creemos ser el Espíritu de Profecía.

  No hace mucho tiempo un ministro dijo: "¡Mi concepción del Espíritu de Profecía es diferente de la de ustedes; las profecías de la Biblia son mi Espíritu de Profecía". Ahora el debería decir  que no acepta que el Espíritu de Profecía esté siempre activo. Y si el Espíritu de Profecía empieza y termina con la Biblia, entonces todos los Cristianos tienen el Espíritu de Profecía. Luego, entonces, ¿porqué el Apocalipsis hace una distinción entre los Cristianos que tienen el Espíritu de Profecía y aquellos que no lo tienen? La idea de este ministro es, por no decir otra cosa, ilógica, porque está poniendo Apocalipsis 12:17 y 19:10 en el terreno de lo que no tiene sentido.

  ¡Pero lo que es peor, este mismo ministro hablando posteriormente a su congregación, haciendo parecer las enseñanzas de La Vara del Pastor como contradictorias a los escritos de la Señora White, lo cual el entonces llamó el Espíritu de Profecía"! Sí, es difícil de creer, que ministros en quienes multitudes ponen su confianza, sean así de inconsistentes, y que estas multitudes sean así tan ciegas e ignorantes acerca de ello.

 

  A través de estas páginas, el Espíritu de Profecía por si mismo, por la Palabra Profética, ha probado ser invulnerable a los ataques, vindicándose no como una voz que comienza con Moisés y termina antes de Juan el Bautista, sino como un testimonio siempre viviente,comenzando con la creación y continuando con los patriarcas Enoc, Noé, Abraham, Isaac, Jacob; después con los profetas; siguiendo con los apóstoles; y finalmente, con los mensajeros del Señor en nuestros propios días y aún continúa. Ascendiendo alto y más alto con cada encuentro, como el lector puede ver fácilmente, y cuando éste se levante aún mas alto se considerará--Arrojar objeciones sobre el carácter del Mensajero pero no cambiará la verdad.

  Habiendo fallado por medios legales para conseguir refutar el trabajo de la Hermana White, algunos han por largo tiempo recurrido al ataque de su carácter. ¿Piensa acaso alguno que el menosprecio de un escritor hará falsa la verdad de sus escritos? Sí es así, entonces ¿qué harán ellos con la profecía de Balaam concerniente a Cristo nuestro Salvador? El carácter de este profeta infiel se degradó tanto que aún mientras el codiciaba las ganancias del impío rey de Moab, ofreció con la mayor hipocresía sacrificios a Dios para que El maldijera a Israel. Pero mientras se empeñaba en esta perfidia, el pronunció la más sublime profecía de Cristo:

  "...saldrá Estrella de Jacob, y se levantará cetro de Israel, y herirá las sienes de Moab, y destruirá a todos los hijos de Set. Será tomada Edom, será tomada también Seir por sus enemigos, e Israel se portará  varonilmente. De Jacob saldrá el dominador y destruirá lo que quedare de la ciudad". Números 24:17-19.

  ¿Se atreverá alguno ahora a repudiar a Cristo solo porque un profeta impío profetizó de su venida? ¡Aquí, todo creyente en la Palabra de Dios es compelido a admitir que el codicioso carácter de Balaam no hizo falsas sus profecías! ¿Por qué, entonces, habría de considerarse hoy el carácter, aún más que ayer, queriendo alguien justificar su rechazo de la Palabra del Señor y así pecando contra el Espíritu Santo?.

  ¡Además, aquellos que objetan la personalidad, encontrarán al examinarse ellos mismos, que sus propios caracteres son siete veces peores! Aunque, mientras ellos gastan miles de dólares, y años de dura labor para destruir la confianza del pueblo en aquellos contra quienes ellos profieren falsos cargos, ellos en cambio alegan que la misma multitud debería aceptar sus enseñanzas, aunque en realidad la dignidad propia de sus caracteres hacen a la Señora White, por comparación, blanca como la nieve.

  ¡Pero el mayor misterio reside en el hecho que multitudes no pueden discernir esta colosal inconsistencia! Si el supuestamente deformado carácter de la Señora White sus escritos estén errados, entonces ¿cómo es que hacen recto, noble, y guardador de los mandamientos el carácter de aquellos que aman sus escritos? Además, ¿cómo podemos depender de los escritos y discursos de aquellos que descienden a las profundidades para juzgarla sin ser escuchada,mientras ella yace en su tumba sin poder defenderse por sí misma?

  Ellos han refutado sus escritos no más que los Fariseos refutaron las enseñanzas de Cristo. Y como los enemigos de Cristo no pudieron por sus críticas cambiar su carácter de santo a profano, tampoco podrán los adversarios de la Señora White exponerla torcida si ella está correcta. Como el verdadero seguidor de Cristo no puede, sin embargo, desperdiciar su tiempo derribando o defendiendo seres humanos, nuestro único propósito, por lo tanto, es vindicar la Verdad de Dios, y exponer el hecho de que la oposición no hace más que demostrar--Una Pseudo Refutación.

  Para exponer esto, necesitamos simplemente llamar la atención del lector a su mayor intento, que es el centro de toda la controversia, y el cual ejemplifica sus tácticas además de la clase de su refutación. Este esfuerzo traerá a la superficie cualquier error, sea de la Señora White o sus oponentes.

En un folleto publicado contra su interpretación de los 2300 días de Daniel 8:14, el autor dice:

 

  "Comparemos estas declaraciones de la Señora White y veamos como ellos comparan con la Biblia, o preceden las escrituras; primero las escrituras nos hablan positivamente que cuando Jesús entró al cielo el entró dentro de la presencia de Dios y se sentó a su derecha. La Señora White niega esto y dice que Jesús entró en el cielo, dentro del primer departamento del santuario, y ministró delante del velo, el cual está delante de Dios, por dieciocho siglos. ¿Cómo puede Jesús estar en la presencia de Dios, y a su mano derecha, y al mismo tiempo ministrando ante él, con un velo entre ellos? ¿No sería mucho mejor rechazar lo que la Señora White dice acerca de este punto y aceptar la Palabra de Dios? ¿Si aceptamos la declaración de la Señora White, no estaríamos negando la Biblia?"

"¿Si la declaración de la Señora White es verdad que Jesús ministraba ante Dios, como el sacerdote ministraba diariamente en el primer Departamento del santuario terrenal, presentando ante Dios la sangre de la ofrenda por el pecado, entonces donde estaba Dios? ¿No estaba El en el segundo Departamento? ¿Podría alguien negar que El estaba allí. De acuerdo al tipo, cuando las Escrituras enseñan que estaba cubriendo el propiciatorio mientras los sacerdotes estaban ministrando diariamente ante el velo?" - La Doctrina de 1844 de los dos mil trescientos días Pesada y Encontrada Falta, página 44 (en inglés).

  Habiendo oído los cargos del demandante, oigamos ahora--La Respuesta del Defensor.

 

   Como el autor de los dos párrafos cursivos afirma que el trono de Dios ha estado siempre en el santuario celestial, él por lo tanto toma la posición de que cuando Cristo ascendió a lo Alto, El no pudo haberse sentado a la derecha de Dios sino en cualquier parte en el Lugar Santísimo del templo celestial. Esta posición lo lleva apresuradamente a concluir que Cristo, inmediatamente después de su ascensión, entró en el Lugar Santísimo y allí se sentó a la derecha de Dios, más así, que ascendió inmediatamente a la derecha del trono de su Padre en alguna otra parte del cielo, como la Señora White explica en sus escritos.

  Si es verdad que el trono de Dios ha estado siempre en el santuario, entonces, por supuesto, la posición de los oponentes de la Señora White es justificada, y el error debe ser expuesto. Pero antes que los aceptemos a ellos y la rechacemos a ella, debemos primero determinar si el trono de Dios estaba o no en el santuario cuando Cristo ascendió a lo Alto. Para este fin, nosotros llamamos la atención a dos tronos, cada uno en un lugar diferente.

  "Después de esto miré," dice Juan, "y he aquí una puerta abierta en el cielo; y la primera voz que oí, como de trompeta, hablando conmigo, dijo: Sube acá, y yo te mostraré las cosas que sucederá después de éstas. Y al instante yo estaba en el Espíritu; y he aquí, un trono establecido en el cielo, y en el trono, uno sentado".

 

  "Y el aspecto del que estaba sentado era semejante a piedra de jaspe y de cornalina; y había alrededor del trono un arco iris,semejante en aspecto a la esmeralda. Y alrededor del trono había veinticuatro tronos; y vi sentados en los tronos a veinticuatro ancianos, vestidos de ropas blancas, con coronas de oro en sus cabezas".

  "Y del trono salían relámpagos y truenos y voces; y delante del trono ardían siete lámparas de fuego, las cuales son los siete espíritus de Dios. Y delante del trono como un mar de vidrio semejante al cristal; y junto al trono, y alrededor del trono, cuatro seres vivientes llenos de ojos delante y detrás".

  "Y miré, y vi que en medio del trono y de los cuatro seres vivientes, y en medio de los ancianos, estaba en pie un Cordero como inmolado, que tenía siete cuernos, y siete ojos, los cuales son los siete espíritus de Dios enviados por toda la tierra. ... Y miré, y oí la voz de muchos ángeles alrededor del trono, y de los seres vivientes, y de los ancianos; y su número era millones de millones". Apocalipsis 4:1-6; 5:6,11.

  

  Pertinentes solo en el Santuario, el cordero sangrante y las siete lámparas por lo tanto muestran que Juan estaba teniendo una visión preliminar de un evento profético que tomaría lugar en el santuario celestial, cuando la "puerta" allí estaba por "abrirse". Además, en vista de que el trono fue establecido en el santuario después que la puerta fue abierta, no podría haber estado ningún trono allí previamente. Estando de acuerdo que, después de su ascensión Cristo no se sentó en el trono del santuario, a la mano derecha del Padre, sino en uno de donde salía "un río limpio como cristal, que salía del Trono de Dios y del Cordero. En medio de la calle de la ciudad, y a uno y otro lado del río estaba el árbol de la vida". Apocalipsis 22:1-2.

  Recuerde, ante el trono del santuario está el "mar de vidrio," y ante el trono de Dios y del Cordero está "el río ... de la Vida". Ahora, solo un tonto trataría de explicar que estos dos tronos (el de Apocalipsis 22:1-2 y el otro de Apocalipsis 4 y 5) son uno y el mismo, o que Cristo, después de su ascensión, se sentó en el trono del Santuario.

En conexión con el último trono, quedan por ser contestadas las dos preguntas:--¿Cuándo se abrió la puerta? ¿Cuándo se estableció el Trono?.

  Ya hemos visto que en el tiempo de Juan la puerta no estaba todavía abierta y que el trono no había sido establecido. Aunque, estos eventos no tomaron lugar entonces, ellos deben tomar lugar antes del cierre del tiempo de gracia, porque el Cordero "que ha sido inmolado" fue traído allí para expiar al hombre pecador - una obra que no puede ser hecha después del cierre del tiempo de gracia.

 

 Por lo tanto siendo un hecho que este trono -particular ha de ser establecido después del tiempo de Juan y antes del cierre de la gracia, y si este no fue establecido en 1844 D.C., como la Señora White declaró que fue, ¿podrían por favor sus oponentes decir cuando fue? Mientras esperamos una respuesta, el lector debe considerar--El objeto del establecimiento el Trono.

  La descripción de Juan de este trono en particular, alrededor del cual están multitudes de ángeles, el Cordero, los ancianos, los seres vivientes, y el candelero, la única conclusión admisible que este es un trono de juicio. Este es el mismo establecimiento judicial que le fue mostrado también a Daniel:

"Estuve mirando hasta que fueron puestos tronos, y se sentó un Anciano de días, cuyo vestido era blanco como la nieve, y el pelo de su cabeza como lana limpia; y su trono llama de fuego, y las ruedas del mismo fuego ardiente. Un río de fuego procedía y salía delante de él, millares de millares le servían, y millones de millones asistían delante de él; el Juez se sentó, y los libros fueron abiertos. ... Miraba yo en la visión de la noche, y he aquí con las nubes del cielo venía uno como un hijo de hombre, que vino hasta el Anciano de días, y le hicieron acercarse delante de él". Daniel 7:9-10,13.

Por la lectura del versículo 8, los estudiantes notarán que el Trono que Daniel vio, fue establecido después de la persecución

 Por lo tanto siendo un hecho que este trono -por el cuerno poderoso (el cual tiene los "ojos como ojos de hombre, y una boca que hablaba grandes cosas" - Daniel 7:8, última parte) haciendo su obra pecaminosa. Las palabras, "Estuve mirando hasta que fueron puestos tronos" (puestos para usarlos), muestra que los tronos no estaban allí antes; otra vez obligando la conclusión de que siglos después de la ascensión de Cristo, estos tronos "fueron puestos," "el Juez se sentó, y los libros fueron abiertos".

  El versículo 13 de Daniel 7 y el versículo 6 de Apocalipsis 5 muestra que "uno como un Hijo de Hombre" está delante del trono, como un cordero inmolado, listo para expiar al hombre pecador. Después del cierre del tiempo de gracia, y de cualquier modo, El no será por más tiempo un Salvador perdonador de pecados, sino es entonces un "REY DE REYES, Y SEÑOR DE SEÑORES," "de su boca sale una espada aguda, para herir con ella a todas las naciones". Apocalipsis 19:16,15. Y más allá a través de Daniel, el Espíritu explica que durante, no antes, el juicio, allí le es "dado dominio, gloria y reino, para que todos los pueblos, naciones y lenguas le sirvieran; (y que) su dominio es dominio eterno, que nunca pasará, y su reino uno que no será destruido". Daniel 7:14.

 

  Las Escrituras hacen claro que estando Cristo en el santuario, recibe el Reino, después que "los tronos (son) puestos," y después que el juicio investigador es completado - antes de su segunda venida. La evidencia que esto sea así es dada en la parábola de Lucas 19:15, la cual declara que Cristo recibe el Reino, y que luego él viene a matar a sus enemigos.

  Daniel 7:22 muestra que el "juicio" fue dado a los santos del Altísimo y que después del juicio, ellos poseerán el Reino. Mientras el juicio ejecutivo de todos los pecadores -de aquellos quienes no se levantaron en "la primera resurrección" (Apocalipsis 20:5-6)- toma lugar luego, mientras los pecadores están en sus tumbas, porque, Juan dice: "Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras". Apocalipsis 20:12.

  Después  de este juicio, "y el mar entregó a los muertos que había en él; y la muerte y el Hades entregaron los muertos que había en ellos; y fueron juzgados cada uno según sus obras". Versículo 13. Y "el que no se halló escrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego". Versículo 15. "... Esta es la segunda muerte". Versículo 14.

  Ya que son dos juicios, cada uno con un tiempo y clase diferente, y dos resurrecciones con mil años de separación (Apocalipsis 20:5), hay por lo tanto--Dos Tronos Diferentes -Uno Administrativo y Uno Judicial.

  El trono administrativo está a la cabeza del "río ... de Vida" Apocalipsis 22:1-2, en el Paraíso; el trono judicial, está a la cabeza del río de fuego (Daniel 7:10), el "mar de vidrio" (Apocalipsis 4:6) "mezclado con fuego" (Apocalipsis 15:2), en el santuario. El último no habiendo sido establecido hasta años después de la ascensión de Cristo, excluye la posibilidad de ser el único sobre el cuál El se sienta a la mano derecha de Dios. Consecuentemente, después de su ascensión, Cristo debe sentarse sobre el trono que esta a la cabeza del río de vida -una circunstancia que inviste al trono con el título, "el trono de Dios y del Cordero". De este trono administrativo el Padre se levanta, y en su carro de fuego (Isaías 6:1) entró dentro del lugar Santísimo a través del velo donde está el río de fuego, el mar de vidrio, y allí se establece el trono (Apocalipsis 4:2). Siguiendo esto, Cristo también se levanta del mismo trono y, en "un carro de nubes, con ruedas como de fuego, escoltado por ángeles," fue traído, no a la mano derecha de Dios, sino "cerca delante de El" (Daniel 7:13) - al trono judicial donde el estuvo en el santuario. Así fue que este solemne evento señalado en 1844, cuando la ceremonia del juicio toma lugar. (Este tema esta explicado en nuestro Tratado N°3, El Juicio y La Cosecha).

  Aquí está el simple hecho de los eventos proféticos, y quien dude de la clara verdad de ellos, tendrá mas tarde que confesar su error, pero quizás sin provecho porque para entonces pudiera ser para siempre demasiado tarde para su beneficio, aún cuando lo confiese "totalmente con lágrimas".

  Ahora, la razón por la cual el trono de Dios no ha estado siempre en el santuario celestial y que éste no siempre estará allí, es simplemente porque el santuario fue construido solo para la eliminación de los pecados, como uno puede fácilmente reconocerlo a través del servicio terrenal. A la espera del tiempo donde no habrá más pecado, Juan dice: "Y no vi en ella templo; porque el Señor Dios Todopoderoso es el templo de ella, y el Cordero. La ciudad no tiene necesidad de sol ni de luna que brillen en ella: porque la gloria de Dios ilumina, y el Cordero es su lumbrera". Apocalipsis 21:22-23.

  Por la cadena de hechos aquí entrelazados, la "doctrina de 1844," en lugar de ser "pesado, y hallado falto," ahora permanece más sustancial sólida, y segura que nunca,mostrando como aceite en agua, que las revelaciones inspiradas siempre se levantan por encima de teorías privadas, las teorías se hunden y quedan en el olvido. (Para un estudio más profundo de Apocalipsis 4 y 5, El Juicio, lea La Vara del Pastor, Volumen 2, páginas 187-201, en inglés).

  Mis hermanos, no seáis como los antiguos Judíos, que enfurecidos contra la Verdad, odiaron su brillante luz, sino alabad a Dios porque nos ha dado otra oportunidad para reformarnos mientras la misericordia todavía dura. Y si bien la sincera confesión de alguno puede humillar su orgullo de opinión, todavía ésta restaurará su carácter, y causará que Dios le exalte a él "cuando fuere tiempo"          (1 Pedro 5:6) con vida eterna. Y si la oposición personal al mensaje ha provenido solamente de mal entendidos, producto no de interés propio sino penosamente por un concienzudo deseo de evadir el error, no hay en esto ninguna condenación: solo si continúa obstinadamente rechazando las evidencias, habrá condenación sobre él. El desenvolvimiento del rollo de la profecía revelará a todos "que clase de espíritu tenemos" (Obreros Evangélicos, página 317) ya sea de buena voluntad cambiando error por verdad, o si han determinado identificarse ellos mismos con la clase que será para siempre hallada--Combatiendo ignorantemente la verdad.

 

   Los oponentes de la verdad, ignorando la Inspiración,y fallando en dar a la materia una cuidadosa consideración, fueron naturalmente llevados a rechazar la doctrina de los 2300 días; primero, sobre la excusa que Guillermo Miller proclamó la venida del Señor a la Tierra en lugar de su venida al juicio; y segundo, debido al prejuicio contra la inspiración de la Hermana White. Pero como las conexiones religiosas de Miller eran prominentes, Dios no podía consistentemente dejar a su pueblo a tientas y caminar en tinieblas con respecto a su obra. Y como también la Hermana White, ya sea bueno o malo, debe ser encontrada en la "palabra profética más segura". 2 Pedro 1:19. Así nuestra atención es ahora llamada a--Zacarías, Capítulo Uno.

  "Vi de noche, y he aquí un varón que cabalgaba sobre un caballo alazán, el cual estaba entre los mirtos que había en la hondura; y detrás de él había caballos alazanes, overos y blancos. Entonces dije: ¿Qué son éstos, señor mío? Y me dijo el ángel que hablaba conmigo: Yo te enseñaré lo que son éstos. Y aquel varón que estaba entre los mirtos respondió y dijo: Estos son los que el Señor ha enviado a recorrer la tierra. Y ellos hablaron a aquel ángel del Señor que estaba entre los mirtos, y dijeron: Hemos recorrido la tierra, y he aquí toda la tierra está reposada y quieta". Versículos 8-11

image

  Las "dos ovejas" y la "vaca joven" (Isaías 7) están, como ya se mostró, produciendo un suministro de leche mayor del que podemos inmediatamente repartir. Así en el estudio de Zacarías 1, estamos obligados así como estuvimos en el estudio de Isaías 7, y en el de Zacarías 4, a dispensar solo la "mantequilla" (crema) y preservar la leche.

  En la visión de Zacarías 1, notamos que los "caballos" "a quien el Señor ha enviado a recorrer la tierra," tienen el don del habla pues "ellos responden al ángel del Señor .... y dijeron, Hemos recorrido la tierra". La importancia obvia de este simbolismo es que estos "caballos" pueden hablar y que están sirviendo al Señor al ir donde El los envía. Ellos por lo tanto pueden ser simbolizar únicamente los siervos del Señor, los ministros que El "envía".

Inevitablemente, entonces, el simbolismo representa un Movimiento que va adelante con un mensaje y el cual, al finalizar su obra de ir "a recorrer la tierra," regresan.

 

   Sin contradicción de lógica, uno no puede suponer que este simbolismo profético describe a los obreros evangélicos indicados en la profecía de Cristo de que "este evangelio del reino será predicado en todo el mundo por testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin". Mateo 24:14. Porque después los caballosresponden, "Hemos recorrido la tierra," - que quiere decir, "Hemos finalizado nuestra obra," -el Señor los manda "Clama aún"; que es, proclama de nuevo! Y este mandato, mas aún, muestra que el Señor está todavía concediendo su misericordia sobre su pueblo, y aún no finaliza su obra de salvación, porque El dice: "Aún rebosarán mis ciudades ...; y aún consolará a Sión, y escogerá todavía a Jerusalén". Zacarías 1:17.

  Necesariamente, por lo tanto, los "caballos" aquí representan un Movimiento a pie, el cual es organizado para proclamar el evangelio por toda la tierra. Los caballos responden, "Hemos recorrido (a pie en inglés) la tierra, y he aquí la tierra está reposada y quieta," revela que el movimiento piensa que ha finalizado su obra y que el tiempo de gracia terminó. En otras palabras, este piensa que la salvación a través del evangelio ha terminado y que la predicación no puede por más tiempo hacer que la tierra produzca más convertidos. (El tema del simbolismo siendo la producción de vida espiritual, este necesariamente se refiere a la salvación de las almas, no a la producción de vida vegetal o animal.) Mientras, en efecto, el Señor los comisiona para "clamar aún," mostrando que ellos están equivocados.

 

   Para determinar si este simbolismo profético apunta a los siervos de Dios del pasado, del presente, o del futuro, uno debe consultar la historia de la iglesia. Sus páginas registran que el Movimiento Millerista es el único que ha ido con un mensaje a todas las misiones cristianas en el mundo (El Conflicto de los Siglos, página 414), y piensa, equivocadamente, que al hacerlo así, la última invitación del evangelio ha sido proclamada a cada criatura viviente bajo el cielo, señalando así el cierre de la gracia para el mundo. Por el contrario, la invitación del evangelio para este tiempo, en lugar de finalizar entonces, solo ha comenzado, y en ese entonces en lugar de venir el Señor a la tierra, el fue a su templo celestial!.

  La clase de circunstancias que rodeaban al Movimiento Millerista antes de 1844, certifica que ese es el movimiento descrito en el simbolismo de Zacarías 1. Y debemos considerar que el Señor por una parte no hace ninguna advertencia como, "Considerad estos caballos porque son falsos (erróneos) profetas," y por otra parte tampoco reprende a los caballos o los manda a que guarden silencio, pero en cambio los envía a que clamen aún más. Y el ángel del Señor, en confirmación a esto, declara: "Estos son los que el Señor ha enviado".

  

  Juan el Bautista predicó que Cristo iba a establecer un reino literal en su primer advenimiento, y aún que Juan estaba equivocado, el Señor dice de él: "No se ha levantado uno mayor que Juan el Bautista". Mateo 11:11. Y en vista de la luz que ahora brilla de las Escrituras, cualquiera puede ver que aquellos quienes están continuamente dando alarma sin causa a la doctrina de los 2300 días, está, a sabiendas o ignorantemente, trabajando contra Dios al intentar silenciar su voz. Ellos están cumpliendo la orden de quien está tratando de ocultar la verdad que el siguiente movimiento después del Millerista, debe proclamar el evangelio--A muchos pero no a todos.

  Al Revelador también habiéndosele dado una visión de estos dos movimientos (registrados en los capítulos 10 y 11), dirigimos la atención del lector al "pequeño libro" que se le pidió que comiera. En su "boca" fue dulce como miel, pero en su "vientre" se hizo muy amargo. Esta raptora experiencia, en visión, el sabor de dulce goce anticipado volviéndose un amargo chasco, exactamente predice la experiencia del pueblo de Dios en 1844. Su dulce y total consumida esperanza en la promesa del Señor, "Vendré otra vez, y os tomaré a mi mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis" (Juan 14:3), fue entonces esperada a convertirse en una realidad, pero, en lugar de esto, se volvió un amargo chasco.

  Siguiendo esta experiencia agridulce, viene el cumplimiento de las palabras del ángel: "Es necesario que profetices otra vez sobre muchos pueblos, naciones, lenguas y reyes". Apocalipsis 10:11.

Aquí, también, como en la profecía de Zacarías, el Movimiento había de "profetizar otra vez" o a "clamar aún"; que es, repetir su misión, mostrando que el tiempo de gracia no fue cerrado.

  Así sobre la autoridad de estas escrituras, el movimiento fue otra vez, después del chasco, a proclamar el evangelio, pero no a "todos" solo a "muchos". De acuerdo con esto, la denominación Adventista del Séptimo Día en su comisión de 1844, fue a "profetizar" (enseñar), no a "todos," sino simplemente a "muchas" naciones. Haciendo necesario que deba recibir otra comisión, la de ir a "todas las naciones".

  Hay, por lo tanto, otro mensaje; que ha de unirse al Mensaje del Tercer Angel, como está señalado por el Espíritu de Profecía:

  "Después vi otro ángel poderoso, al que se ordenó que bajase a la tierra y uniese su voz a la del tercer ángel para dar fuerza y vigor a su mensaje. Ese ángel recibió gran poder y gloria, y al descender dejó toda la tierra iluminada con su gloria. . . . Este mensaje parecía ser un complemento del tercer mensaje, pues se le unía como el clamor de media noche se añadió en 1844 al mensaje del tercer ángel". Primeros Escritos, página 277.

  "Cuando resplandezca la luz para iluminar la tierra," dice el Espíritu de Profecía, concerniente a la recepción del mensaje en la iglesia, y la manera en la cual el Señor entonces trabajará, "en lugar de venir en ayuda del Señor, desearán frenar la obra para que se conforme a sus propias ideas estrechas. Permítame decirle que el Señor actuará en esta etapa final de la obra en una manera muy diferente de la acostumbrada, contraria a todos los planes humanos. Habrá entre nosotros personas que siempre querrán controlar la obra de Dios y dictar hasta los movimientos que deberán hacerse cuando la obra avance bajo la dirección de ese ángel que se une al tercero para dar el mensaje que ha de ser comunicado al mundo. Dios empleará formas y medios que nos permitirán ver que él está tomando las riendas en sus propias manos". Testimonios para los Ministros, página 300.

  Volviéndonos otra vez a la "palabra profética más segura," en busca de la comisión a todas las naciones, nosotros también encontramos que--Antes que el Evangelio vaya a todas las Naciones,una Gran Matanza toma lugar.

  "Porque el Señor juzgará con fuego y con su espada a todo hombre, y los muertos del Señor serán multiplicados". Isaías 66:16.

  Aquí vemos ese preciso evento - una gran matanza; y que es por el Señor mismo. Pero lo que al lector naturalmente le interesa saber es donde y cuando esta destrucción toma lugar. Los versículos 19 y 20 declaran que aquellos quienes escapen a la matanza, el Señor los enviará a todas las naciones que no escucharon de "Su fama, ni vieron" Su "gloria".

  De la comisión al gran movimiento misionero mundial que aquí se considera, y que necesariamente toma lugar antes del cierre del tiempo de gracia, la matanza es plenamente vista para ser ejecutada antes que el "evangelio del reino sea predicado en todo el mundo, por testimonio a todas las naciones, y entonces vendrá el fin". Mateo 24:14. "Y (los escapados) traerán a todos vuestros hermanos de entre todas las naciones, por ofrenda al Señor, ... en utensilios limpios a la casa del Señor". Isaías 66:20.

 Debemos recordar que aquellos que escapan de la matanza son los mismos que hacen esta cosecha de almas. La matanza, por lo tanto, es la destrucción de la "cizaña" quienes están entre el pueblo de Dios - la iglesia. Si fuera de gentiles (gentes fuera de la iglesia), entonces los que escapan serían gentiles por sí mismos. Y tales no podrían ni proclamar su gloria y su fama ni traer a todos sus hermanos a la casa del Señor. Tampoco podría quedar allí ninguna nación a la cual los escapados puedan ir.

  Poniendo a la par de este hecho que los que escapan a la matanza son los que van a todas las naciones y traerán a todos sus hermanos (todos los que han de ser salvos) a la casa del Señor, tenemos una inseparable secuencia de evidencia que esta destrucción toma lugar justo antes que el evangelio vaya en su fase de escalada final a todo el mundo.

  

  Aún cuando este abarcante tema es brevemente tratado aquí, ya por lucidez, armonía y lógica, la verdad de éste queda vista por cualquiera. Este da una guía profética de la historia de la iglesia del tiempo de Miller a hoy día, mostrando el inicio y cierre de cada Movimiento, también su obra y destino: que es, el error incurrido en el Movimiento Millerista (tomando la limpieza del "santuario" como la limpieza de la tierra); la comisión limitada del Movimiento Adventista del Séptimo Día (autorizándolo a ir, no a "todas" las naciones, sino simplemente a "muchas"); su purificación (remoción de la cizaña de su medio); su lanzamiento como un nuevo y purificado movimiento, presentando la iglesia de Cristo digna de su bendito nombre por primera vez desde los días de los apóstoles. Finalmente como luz a todo el mundo, ésta proclama el evangelio con el fuerte pregón "por testimonio a todas las naciones" entonces vendrá el final - el inevitable fin (Mateo 24:14).

  Esta revelación gráfica compuesta de la obra del evangelio y los obreros, colaborada por todos los profetas, revela a una iglesia que guarda "los mandamientos de Dios" y tiene "el testimonio de Jesucristo". Esto es "vestida con la armadura de la justicia de Cristo, ...'hermosa como la luna, esclarecida como el sol, imponente como ejércitos en orden, ... ha de ir a todo el mundo, vencedora y para vencer". Profetas y Reyes, página 535.

  Por un lado, la luz de la Verdad Presente ahora hace posible que vean tanto la obra de Guillermo Miller como la de la Hermana White profundamente arraigadas en la "palabra profética más segura". Por otro lado, esto descubre la pobreza y desnudez de sus críticos. También es oída la voz del Señor diciendo contra ellos: "Yo no envié aquellos profetas, pero ellos corrían; yo no les hablé, mas ellos profetizaban". Jeremías.23:21.

  Los ojos del Señor, penetrando por doquiera a través de la tierra, no fallan en prever estos indignos obreros quienes, a pesar de escuchar por todas partes la solemne advertencia que "el día grande y terrible del Señor" está aquí, tratan en desafiante ceguera de silenciar la voz de la Verdad, gritando mas fuerte "paz y seguridad". Mis hermanos, apartemos nuestros oídos de la multitud de voces carentes del Espíritu Santo, y diligentemente escuchemos--El Ruego Final del Señor.

  "Así ha dicho el Señor de los ejércitos: No escuchéis las palabras de los profetas que os profetizan; os alimentan con vanas esperanzas; hablan visión de su propio corazón, no de la boca del Señor. Dicen atrevidamente a los que me irritan: el Señor dijo: Paz tendréis; y a cualquiera que anda tras la obstinación de su corazón, dicen: No vendrá mal sobre vosotros. Porque ¿quién estuvo en el secreto del Señor, y vio, y oyó su palabra? ¿quién estuvo atento a su palabra, y la oyó?". Jeremías 23:16-18.

 

  "He aquí," responde el Señor mismo, "que la tempestad del Señor saldrá con furor; y la tempestad que está preparada caerá sobre la cabeza de los malos. No se apartará el furor del Señor hasta que lo haya hecho, y hasta que haya cumplido los pensamientos de su corazón; en los postreros días lo entenderéis cumplidamente. No envié yo aquellos profetas, pero ellos corrían; yo no les hablé, más ellos profetizaban. Pero si ellos hubieran estado en mi secreto, habrían hecho oír mis palabras a mi pueblo, y lo habrían hecho volver de su mal camino, y de la maldad de sus obras" Jeremías 23:19-22.

  ¡Es obvio que la oposición es engendrada y nutrida por los auto-nombrados líderes quienes reconocen no reclamar "inspiración" están inconscientemente declarando que el Señor no los ha enviado! ¡Tampoco ellos ni sus adherentes perciben la ironía ni la insensatez de su posición! Por lo tanto son "predicadores dormidos que le predican a congregaciones dormidas". Testimonios para la Iglesia, Volumen 2, página 303.

  ¡Cuando finalmente se encuentren a sí mismos cara a cara con la "tempestuosa corriente" (Isaías 28:18) o la última visitación de "la ira de Dios" (Apocalipsis 15:1), ellos serán abatidos con la tragedia de comprender sin provecho. El espejismo que ahora a distancia aparece ante ellos, un océano de gracia, entonces inevitablemente serán encerrados en el abismo de la ruina eterna!

 

 "Porque el Señor se levantará como en el monte Perazim, como en el valle de Gabaón se enojará; para hacer su obra, su extraña obra, y para hacer su operación, su extraña operación.

  Ahora, pues, no os burléis; para que no se aprieten más vuestras ataduras; porque destrucción ya determinada sobre toda la tierra he oído del Señor, el Dios de los ejércitos. Estád atentos, y oíd mi voz; atended, y oíd mi dicho". (Isaías 28:21-23), y que no sea tu esperanza de gracia "como el que tiene hambre y sueña, y le parece que come, pero cuando despierta, su estómago está vacío; o como el que tiene sed y sueña, y le parece que bebe, pero cuando despierta, se halla cansado y sediento; así será la multitud de todas las naciones que pelean contra el monte de Sión.

  Deteneos y maravillaos; ofuscaos y cegaos; embriagaos, y no de vino; tambalead, y no de sidra. Porque el Señor derramó sobre vosotros espíritu de sueño, y cerró los ojos de vuestros profetas, y puso velo sobre las cabezas de los videntes. Y os será toda visión como palabras de libro sellado, él cual si dieren al que sabe leer, y le dijeren: Lee ahora esto, él dirá: No puedo, porque está sellado. Y si diere el libro al que no sabe leer, diciéndole: Lee ahora esto; él dirá: No se leer". Isaías 29:8-12.

 

 "Los hombres y las mujeres están viviendo en las últimas horas del tiempo de prueba, no obstante lo cual son descuidados e insensatos, y los ministros no tienen poder para despertalos; porque ellos también están durmiendo. ¡Predicadores dormidos que le predican a congregaciones dormidas". Testimonios para la Iglesia, Volumen 2, página 303.

  "La duda, y aun el descreimiento de los testimonios del Espíritu de Dios, leudan la iglesia por todos lados. Así lo prefiere Satanás. Los ministros que predican el yo en lugar de Cristo lo prefieren así". Testimonios para la Iglesia, Volumen 5, página 201.

  Hermano, porque el Señor te ama, y porque El no desea hacerte un vaso de deshonra, El te dirige este Tratado. Nosotros, también, estamos tristes de que como los Judíos antiguos, te halles participando por completo en una guerra contra el Espíritu de Profecía - una guerra que no puedes ganar. Al rechazar los mensajes enviados del cielo, al ignorar los sabios consejos del erudito Gamaliel (Hechos 5:34-39), y al  persistentemente tratar de probar con las Escrituras vuestras cuestionables interpretaciones de la Biblia, como lo hacen los quebrantadores del Sábado al evadir la verdad del Sábado, tu estás siguiendo un curso en el cual, si persistes en él, te conducirá a cometer el pecado contra el Espíritu Santo.

 

   En lugar de levantar vuestras voces contra la verdad, levantadlas en alabanzas de que el Señor, haya atribuido tal insensatez a vuestra ignorancia de la verdad. Si tu regresas a El en esta advertencia final, El alegremente te recibirá y ordenará a sus siervos a vestirte con su mejor "vestimenta"(la Justicia de Cristo - Isaías 52:1), colocar un "anillo" en tu dedo (la evidencia de vuestro principado - Ester 3:12; 8:2; Génesis 41:42-43), poner "zapatos" en vuestros pies (prepararte para la proclamación del evangelio - Efesios 6:15), y entonces "traer él becerro engordado" (darte la bienvenida a tu hogar su casa - El Reino- a celebrar "la cena de bodas del Cordero" - Lucas 15:23; Apocalipsis 19:9).

  Pero aún cuando nuestras oraciones se hagan por ti, ellas no serán efectivas si continúas resistiendo las suplicas y advertidas órdenes del Espíritu, manteniendo tus propias convicciones, y continuas rechazando o negligente a adquirir un conocimiento completo de las verdades de la Biblia para este tiempo.

(Aquellos quienes desean un estudio más profundo de Apocalipsis 11, pueden obtener copias gratis de nuestro Tratado N° 5, La Advertencia Final, y el N° 2, La Gran Paradoja de las Edades, la cual da una evidencia detallada de que estos tres Movimientos están fundados en la profecía.)

  Mi hermano, "Levántate, resplandece; porque ha venido tu luz". Isaías 60:1. "He aquí los pies del que trae buenas nuevas, del que anuncia la paz". Que dice, "Celebra, oh Judá, tus fiestas, cumple tus votos; porque nunca más volverá a pasar por ti el malvado; pereció del todo". Nahum 1:15. Camina en la luz, y no permitas a aquellos que están siempre cuestionando y criticando todas las cosas en las cuales ellos no tienen parte,poniendo en peligro tu recompensa eterna por sus preguntas vanas, tal es como --¿Qué acerca de que la mujer enseñe?.

   Algunos cuando se enfrentan cara a cara con la verdad, actúan como hombres que han perdido la razón. Como pez saltando a la carnada, erradamente saltan de una conclusión a otra. Y cuando misericordiosamente son librados del anzuelo y se les da una oportunidad de escapar, en lugar de apartarse de sus codiciosas, egoístas políticas, y guardarse de ser atrapados de nuevo, ellos se apresuran a otra carnada, solo para encontrarse a sí mismos atrapados vez tras vez. Cuando descubren que han sido repentinamente desprestigiados, aún así no resuelven corregirse y permanecer en lo correcto.

  Aquellos que son arrinconados se les corta toda vía de escape de la verdad, en lugar de renunciar a sus erróneas ideas, hacen un desesperado esfuerzo para evadir sus apuros, a través de un cambio aislado de la escritura: "Vuestras mujeres callen a las congregaciones; porque no les es permitido hablar, sino que estén sujetas, como también la ley lo dice". 1 Corintios 14:34.

  Pero este recurso, solamente agudiza mas el punto de la indiscutible verdad que nunca es justo para uno asumir una posición en un asunto, únicamente por el peso de opinión derivada de uno o dos versículos, sin primero considerar los versículos a la luz del capítulo completo,sí, aún de la Biblia entera; porque si la interpretación de las Escrituras de uno no es apoyada por cada renglón de la Santa Escritura, es una falsa interpretación, una ciega conclusión, sin fundamento Bíblico.

  En 1 Corintios 14, encontraremos que muchos de las mujeres habían "enloquecido" (versículo 23) hablando en lenguas desconocidas. Aquí Pablo está esforzándose por disipar la confusión, no silenciando a ninguno que tenga que entregar un mensaje inspirado. Intentar detener a la mujer de enseñar no estaría en armonía con la siguiente escritura:

  "Gobernaba en aquel tiempo a Israel una mujer, Débora, profetisa, mujer de Lapidot; y acostumbraba sentarse bajo la palmera de Débora, entre Ramá y Bet-el, en el monte de Efraín; y los hijos de Israel subían a ella a juicio". Jueces 4:4-5. "Estaban también allí Ana, profetisa, hija de Fanuel, de la tribu de Aser, de edad muy avanzada, pues había vivido con su marido siete años desde su virginidad, y era viuda hacía ochenta y cuatro años; y no se apartaba del templo, sirviendo de noche y de día con ayunos y oraciones". Lucas 2:36-37. También "la profetisa Hulda, mujer de Salum" enseñando a Israel (2 Reyes 22:14-16). Y "Felipe el evangelista, ... este tenía cuatro hijas doncellas que profetizaban". Hechos 21:8-9.

 

  Así que aquellos quienes piensan que Pablo prohibió a la mujer enseñar, no están en lo más mínimo desacreditando y acusando el trabajo de la Señora White, sino están inconscientemente arrojando censura sobre los escritos de Pablo - intentando ponerlos en aparente conflicto con los escritos de sus compañeros escritores bíblicos.

  Aquellos que cuidadosamente estudian, aprenderán a no morder el anzuelo, sino que, humildemente se someterán a las enseñanzas del Espíritu de Cristo si ellos esperan que el los salve de los caminos del pecado y de la ira de Dios.

(En cuanto a las consecuencias de rechazar a los profetas de Dios para este tiempo, estudie nuestro Tratado N° 4, Las últimas noticias para la Madre, páginas 60-62).

  Así como en el sermón del Pentecostés, el Espíritu razonó con los Judíos, para salvarlos de la ruina eterna, así en estas páginas El razona contigo, mi hermano. En resumen El les dice: "Como David profetizó de Uno quien no vería corrupción, esta no puede ser posible que su profetizar se aplique a él mismo, como tu supones, porque su cuerpo fue tendido en el sepulcro hasta hoy. Dios fue levantado por Uno (Cristo) sin que su cuerpo viera corrupción" (Hechos 2:22-23); por lo tanto El debe ser el único a quien la profecía de David puede aplicarse.

 

   Pedro razona que la profecía de David se aplica a la resurrección de Cristo, no tiene apoyo de una evidencia plena mas de lo que este Tratado tiene en demostración que los escritos de la Señora White, junto con lo aquí revelado, son el Espíritu de Profecía - el "Testimonio de Jesús". Apocalipsis 19:10. Así que si tu también continúas el deshonroso curso que los impíos Judíos siguieron, ¿serás tu menos culpable que ellos? ¿Por qué, entonces, actuar ahora como parte en esa culpabilidad? ¿Por qué no escoger ahora lo mejor, y dejar que el Espíritu de Dios ponga las mismas palabras en tu boca como El lo hizo en las bocas de los pocos judíos penitentes, que solemnemente preguntaron, "Hombres hermanos, que haremos"? Hechos 2:37.

  No seas como el "por poco persuadido" Agripa. No vayas contrario a tus convicciones, como Félix, diciendo: "Ahora vete; pero que cuando tenga oportunidad te llamaré". (Hechos 26:28; 24:25), porque dice el Señor: "Si oyereis hoy Su voz, no endurezcáis  vuestros corazones". Hebreos 4:7.

  Ahora, hermano, saben bien que no estás en verdad capacitado para refutar ninguna parte de La Vara del Pastor. Por que, entonces, continuar con tus críticas en el "desarrollo de la verdad," hasta que finalmente te encuentres irremisiblemente a sí mismo en la clase cuyas obras malvadas son anticipadas y registradas por la Inspiración:

 

  "Pondrán en tela de juicio y criticarán todo lo que se presente en el desarrollo de la verdad; criticarán la obra y la actitud de los demás; censurarán todo ramo de la obra en la cual no tengan parte ellos mismos. Se alimentarán de los errores, equivocaciones y faltas ajenas, "hasta que -dijo el ángel- el Señor Jesús termine su obra de mediación en el santuario celestial, y se vista de las vestiduras de venganza y los sorprenda en su festín profano; y se encontrarán sin preparación para la cena de bodas del Cordero". Su gusto se ha pervertido de tal manera que se sentirán inclinados a criticar aun la mesa del Señor en su Reino". Testimonios para la Iglesia, Volumen 5, Página 646.

  De esta manera con la materia completa ahora, permítanse los santos escuchar y atender a--La Conclusión.

  En la plenitud de luz que difunden estas páginas, el lector deberá ver, como en la brillantez del mediodía, que el siempre presente Espíritu de Profecía, únicamente, está capacitado para hacer frente a la confusión en el mundo hoy, que resulta de los muchos "vientos de doctrina".

  "He aquí," dice la Palabra, "Yo os envío al profeta Elías, antes que venga el día del Señor, grande y terrible". A él oiréis. "Y sobre todo monte alto, y sobre todo collado elevado, habrá ríos y corrientes de aguas el día de la gran matanza, cuando caerán las torres". "He aquí que el nombre del Señor viene de lejos; su rostro encendido, y con llamas de fuego devorador; sus labios llenos de ira, y su lengua como fuego que consume. Su aliento, cual torrente que inunda; llegará hasta el cuello, para zarandear a las naciones con criba de destrucción; y el freno estará en las quijadas de los pueblos, haciéndoles errar," "por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos". Malaquías 4:5; Isaías 30:25, 27-28; 2 Tesaloniscenses 2:10.

  Aquí se ve que las profecías y las interpretaciones correctas de estas son "útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto".          2 Timoteo 3:16-17.

  Por lo tanto, hermanos, una vez y para siempre establecido, que con la ayuda del Señor tú ya no mas serás llevado por vientos de doctrinas que son creados y conducidos por el espíritu de error, no a través del Espíritu de Verdad, sino que siempre buscarás, y permanecerás en la Palabra Inspirada de Dios - "el testimonio de Jesús," entregado a ti por "el Espíritu de Profecía" (Apocalipsis 12:17; 19:10); que tú "oigas la vara, y quien la establece". Miquéas 6:9.

(Todas las cursivas son nuestras)

Anterior
5TRD
La Advertencia Final
siguiente
7TRD
La Gran Controversia sobre "La Vara del Pastor”